Qué pasó. El Teatrino de Salta anunció que canceló la función que iba a presentar Alfredo Casero. El actor iba a estar allí este viernes pero, por sus dichos en los que reivindicó a la última dictadura militar y puso en duda la identidad de los nietos recuperados, Humberto Colautti -el dueño del lugar- lo canceló.

"Las Fuerzas Armadas yo las pago: tienen que trabajar. Las Fuerzas Armadas de un país tienen que ser las Fuerzas Armadas de un país. Nosotros fuimos un gran país gracias a nuestras Fuerzas Armadas. No estoy hablando de cuatro hijos de puta que se metieron en la política llamados por Isabel Perón. Yo respeto a un policía, ayudo a un policía y acompañaré a un policía".

Fue la frase de Casero a Infobae que hizo que le cancelaran el show.

Quién es el dueño del Teatro. Se trata de Humberto Colautti, nieto recuperado en 1984, en número 14 de está lista que ya lleva 128 personas que recuperaron su identidad. Desde entonces Humberto se convirtió en uno de los principales luchadores de la búsqueda e identificación de los bebés robados durante la dictadura militar entre 1976 y 1983.

“Lo tenemos en cartelera a Alfredo Casero hace 4 meses con ventas anticipadas y todo. Hemos recibido muchas amenazas de grupos feministas y kirchneristas, pero yo decidí seguir con el show porque nosotros no tenemos -como bien dice que somos un espacio kirchnerista- pero no decimos este artista sí o este artista no según su ideología partidaria”, dijo Colautti al programa de Eduardo Feinmann en La Red, AM 910. 

"Yo lo estoy censurando y me hago cargo. (...) Él no es responsable con lo que sale a decir, porque él no tiene idea cómo es la restitución de un nieto, lo que es el banco genético, lo difícil que es para la familia: no solo para la familia biológica que lo está buscando sino para la familia que lo crió, porque algunas adjudicaciones fueron legales de algunos que aún no se encuentran.

Colautti en La Red, AM 910.

Qué dijo Casero. Al enterarse de la cancelación, el actor afirmó que esto ya le había pasado antes: "Esta ha sido una de las tantas cosas que me han pasado después de que se intensificó la grieta”, afirmó a Infobae. "Nunca en mi vida reivindiqué la dictadura, lo que yo digo es que desconfío de las voluntades pagas porque tienen dinero en el medio y de los Sueños Compartidos", agregó a ese medio.