Que pasó. El ex jugador de River y Boca llegó al país extraditado desde México y declaró seis horas frente al juez Santiago Quian Zavalía, en la causa que lo acusa de abuso sexual contra su sobrina de 11 años. Fabbro había sido detenido el 20 de diciembre del año pasado en México, en donde estaba jugando para el club Lobos BUAP de Puebla.

Cómo sigue la causa. Por primera vez Fabbro declaró ante el juez que investiga. Además, una fiscal paraguaya lo imputó de otro caso, un supuesto abuso sexual a una niña de cinco años. La madre del futbolista dijo que está "muy fuerte porque se va a demostrar la verdad, es una causa inventada". Además, la mujer insistió en que las dos hechos por abuso sexual que se le imputan a su hijo son una "confabulación" de los denunciantes.

Qué dice su abogado. Fabbro llegó anoche al país junto a su abogado, Francisco Oneto. En la primera declaración, el abogado adelantó su postura sobre la causa: "No hay chats, hay capturas de pantalla; no está el chat completo, y los que hay son los que tiene cualquier sobrina con cualquier tío", dijo Oneto sobre los diálogos que comprometerían al jugador y que fueron difundidos por los medios de comunicación.