La deuda del Estado con las Universidades Nacionales alcanzó un máximo en la última década: terminado el 2017, el Gobierno le debía $10.993,4 millones a las universidades, según los datos de Presupuesto Abierto.

Por deuda se entiende la diferencia entre el presupuesto devengado o ejecutado y lo efectivamente pagado por Transferencias Nacionales a universidades. Si un monto entra en la categoría de "devengado", significa que el Estado contrajo una obligación de pago.

Las más afectadas por la deuda. Entre 2007 y 2017, el Estado tuvo una deuda acumulada de 29% con la porteña Universidad Pedagógica Nacional, que es la que registra el mayor porcentaje. Así, por cada $100 que el Estado estaba obligado a pagarle, le transfirió $71.

Las universidades Guillermo Brown y Scalabrini Ortiz son las más afectadas de la Provincia de Buenos Aires, con 28% y 27% de promedio de deuda en la década.

Una parte importante de la deuda no corresponde a ninguna universidad específica: el 32% de la deuda acumulada tenía como receptoras a "universidades sin discriminar" u "otras universidades".

La Universidad de Rafaela, en Santa Fe, fue la única que no percibió deudas por parte de las ejecuciones presupuestarias del Estado.