Qué va a pasar. El líder norcoreano, Kim Jong Un, y el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ya se encuentran en Singapur para protagonizar una cumbre sin precedentes y en la que el arsenal nuclear de Pyongyang estará en el centro de la agenda. La cumbre se realizará a las 22:00 de Buenos Aires.

Qué dicen en EE.UU. "Creo que todo va a andar bien", declaró Trump en un almuerzo con el primer ministro de Singapur, Lee Hsien Loong. Antes, por la mañana, a través de su cuenta de Twitter, también se había mostrado optimista: "¡Es genial estar en Singapur, el entusiasmo está en el aire!".

Qué dicen en Corea del Norte. Hasta el momento no hubo pronunciamiento alguno sobre el encuentro. No obstante, la agencia AFP cita el testimonio del investigador Boris Toucas para graficar la importancia que ese país le da a la cumbre: "Hace 25 años que Corea del Norte intenta lograr un encuentro con un presidente estadounidense en ejercicio".

Cuáles son los cinco puntos a tratar

  • Desnuclearización: Washington exige una "desnuclearización completa, verificable e irreversible" de Corea del Norte. Pyongyang insiste en su compromiso de una "desnuclearización de la península coreana".
  • Fin a la guerra de Corea. Norte y Sur siguen técnicamente en guerra. En la cumbre intercoreana de abril, Kim y el presidente surcoreano, Moon Jae-in, concluyeron que había que buscar un acuerdo de paz.
  • Normalización. El presidente estadounidense agitó la ilusión de una normalización de las relaciones diplomáticas entre los enemigos, e incluso una invitación de Kim a la Casa Blanca.
  • Derechos humanos. Los defensores de los DD.HH. dicen que las violaciones en Corea del Norte son generalizadas.  Estiman que hay unos 120.000 prisioneros en los campos de trabajo. Y Japón le pidió a Trump que hable de sus ciudadanos secuestrados en los años 1970 y 1980 y que habrían sido transformados en espías norcoreanos.
  • Seguridad. La principal preocupación de Kim es la superviviencia del régimen. Según el presidente de Corea del Sur, el norcoreano "tiene inquietud por saber si puede confiar en Estados Unidos para que ponga fin a su política hostil y garantizar la seguridad del régimen cuando el Norte esté desnuclearizado".