icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
INTERNACIONALES

Permitieron desembarcar en Camboya a los 2.000 pasajeros de un crucero por estar libres del coronavirus

Permitieron desembarcar en Camboya a los 2.000 pasajeros de un crucero por estar libres del coronavirus
Por no tener ningún caso, los 2.000 pasajeros pudieron abandonar el barco.

Para los pasajeros de dos cruceros, la angustia que provocan sus casos está en etapas diferentes. Un primer grupo de pasajeros no infectados fue autorizado a dejar el “Diamond Princess”, el barco amarrado en el puerto de Yokohama, Japon. Sin embargo, no están completamente liberados. Concluirán su periodo de aislamiento en establecimientos del gobierno en tierra.

Se trata de 11 pasajeros de 80 años de edad, que deberán permanecer alojados en un lugar específico hasta que concluya la cuarentena, al igual que el resto de los pasajeros y tripulantes, el próximo 19 de febrero.

En el muelle los esperó un micro con cortinas en las ventanillas, el chofer estaba protegido de pies a cabeza por un traje y además con mascarilla y gafas, para evitar cualquier tipo de contacto y reducir al mínimo la chance de contagio.

En cambio, para los 2.000 ocupantes del crucero que finalmente amarró en Camboya, la situación es totalmente diferente.

Los  pasajeros sanos comienzan  a  dejar el crucero en Japón
Los pasajeros sanos comienzan a dejar el crucero en Japón.

Se les permitió desembarcar en el puerto de Sihanukville a la totalidad de las personas. Al no haberse detectado ningún caso de infección, todos pudieron bajar.

A modo de agasajo, los primeros 100 pasajeros en descender del barco recibieron ramos de flores. Las autoridades consideran que las dos semanas que pasaron en el mar, sin que se les diera permiso para entrar a un puerto, hizo las veces de cuarentena contra la enfermedad.

Por otro lado, un factor adicional de preocupación en China es la situación del personal médico y sanitarista. El viceministro de la Comisión Nacional de Salud, Zeng Yixin, advirtió que el número de contagiados entre ese grupo está aumentando, por lo que se deben tomar urgentes medidas de protección. Uno de los materiales que más se complica para la reposición son las mascarillas.

"Las labores de los trabajadores médicos en el frente son extremadamente duras; sus circunstancias laborales y de descanso son limitadas, las presiones psicológicas son grandes y el riesgo de infección es alto" le dijo, Zeng a la agencia Reuters.

Con el nuevo método de evaluación, se sumaron más de 5.000 contagios por Covid-19. La cifra ya supera los 64.000 casos en el mundo, el 99% se concentra en la China, y son 1.384 los casos mortales.

SUBIR

Poder

Ovación

Show