Mientras prepara un ajuste de ministerios, Macri se apoya en el FMI y en el G20 para salir de la “tormenta”
CasaRosada

Mientras prepara un ajuste de ministerios, Macri se apoya en el FMI y en el G20 para salir de la “tormenta”

Mauricio Macri apostó todas sus fichas a un nuevo apoyo de los máximos referentes del FMI y de los 20 países más desarrollados cuyos ministros de economía se reunen en Buenos Aires este fin de semana, en el marco de los preparativos para la Cumbre del G20 que se realizará en noviembre.

El Presidente intenta así, ganar tiempo para afrontar la “tormenta” interna -según su denominación de la crisis económica-, mientras avanza en las negociaciones con las provincias aliadas en busca de apoyo para el ajuste en el Presupuesto 2019.

La noche de Christine Lagarde

“Analizaron el cumplimiento de las metas y el programa firmado con el FMI”, admitieron a A24.com fuentes del Gobierno, consultadas sobre la exclusiva cena que ofreció Macri a la titular del organismo, Christine Lagarde, en la residencia de Olivos, en su primer visita a la Argentina tras la firma del acuerdo stand by.

La reunión tuvo lugar en medio de un blindado operativo de seguridad, debido a las protestas políticas y sociales contra el ajuste acordado con el Fondo.

De la cena participaron Nicolás Dujovne, Luis Caputo como presidente del Banco Central y el Jefe de Gabinete Marcos Peña. También estuvo Juliana Awada, que esta vez no cocinó. El menú: risoto con espárragos y trucha a la plancha (que la jefa del FMI no comió porque es vegetariana). De postre tarten de chocolate.

Durante la cena, Macri explicó a Lagarde lo que ya había anticipado en su conferencia de prensa: se mostró firme en la ratificación del rumbo económico, y prometió “sobrecumplimiento de las metas”.

No obstante, fuentes de Casa Rosada admitieron que “todavía no hay decisión tomada” sobre los alcances finales del ajuste en cada área. Justamente eso es lo que el Gobierno nacional “comenzó a negociar esta semana” y continuará negociando “durante los próximos 45 días” con los ministros de Hacienda de todas las provincias.

Macri espera alcanzar un acuerdo con los gobernadores para la reducción del gasto en 2019, para antes del 15 de septiembre -fecha en que se presenta el Presupuesto- poder mostrar al FMI el acuerdo.

La oportundidad del G20

En medio de la “tormenta” por la crisis económica local, Macri salió a mostrarse como el anfitrión de la próxima cumbre del G20 que reunirá entre el 30 de noviembre y el 1 de diciembre en Buenos Aires a los presidentes de las principales potencias.

No por casualidad, esa Cumbre tendrá como eje central: "Una agenda sobre el futuro del trabajo y la infraestructura para el desarrollo”.

En este contexto, Macri eligió mostrar este fin de semana una agenda cargada de reuniones con los ministros de economía y titulares de bancos centrales del G-20 integrado por los gobiernos de Alemania, Estados Unidos, Rusia, Reino Unido, Francia, Italia, Japón, Australia, Brasil, Canadá, China, India, Indonesia, México, Arabia Saudita, Sudáfrica, Corea del Sur, Turquía, y la Unión Europea.

También se organizaron reuniones por separado con los ministros de Hacienda de Chile, Felipe Larrain; el ministro de Economía de Francia, Bruno Le Maire, y el secretario del Tesoro de los Estados Unidos, Steven Mnuchin.

El ajuste: Volvieron los rumores de reducción de Ministerios.

Desde Casa Rosada admitieron a A24.com que “se está trabajando” en la reducción de ministerios nacionales (actualmente son 20, más casi un centenar de secretarías) y de la planta de empleados públicos entre la administración central y organismos descentralizados.

Sin embargo, la Casa Rosada mantiene bajo 7 llaves el plan de reducción de personal, que va aplicando a cuenta gotas desde el 2016.

La reducción de ministerios no mueve el amperímetro”, aseguró una fuente al tanto de las conversaciones, aunque admitió: “Estamos trabajando en eso, todo va a salir de la negociación con las provincias.

Los encargados de preparar el terreno para replicar el ajuste en las provincias fueron esta semana los ministros de Economía, Nicolás Dujovne y del Interior, Rogelio Frigerio que recibieron a 17 ministros de economía provinciales y dejaron para el final a los peronistas opositores.

Cuando se los consulta sobre si se habló de la reducción de empleados estatales y otras medidas concretas, piden “bajar la ansiedad”: “Vamos a negociar durante 45 días. Esta semana arrancamos. Vamos a tener cientos de reuniones de acá al 15 de septiembre, y del 15 de septiembre a la votación del presupuesto 2019 en el Congreso”. Admiten en el Gobierno que  la negociación con las provincias "es un camino largo".

La palabra "tormenta" en el centro del escenario

Macri usó la palabra “tormenta” 5 veces durante la promocionada conferencia de prensa que brindó en la residencia de Olivos el pasado miércoles para intentar llevar un mensaje de tranquilidad por la crisis económica. Pero quedó gusto a poco ante la opinión pública.

Si bien tiene una asignación “meteorológica”, el Gobierno eligió usar ese eufemismo para describir lo que considera “una crisis pasajera que, por factores externos, no puede controlar ”.

En ese mensaje, Macri parece aplicar la teoría del célebre filósofo, Thomas Hobbes, que explicaba las relaciones económicas como producto de la “naturaleza” humana.

En ese marco, la idea del gobierno sería esperar a que la naturaleza del libre mercado, frene la crisis por decantación: el mensaje quedó lejos de llevar tranquilidad a los sectores más afectados por la incertidumbre.