¿Qué peronistas bancan a Barrionuevo? | A24
PJIntervenido

¿Qué peronistas bancan a Barrionuevo?

La designación de Luis Barrionuevo como interventor del PJ sorprendió hasta al más distraído, con honrosas excepciones. Mientras algunos se enredaron en viejos rencores y pases de factura, el peronismo “razonable” vio la crisis como una oportunidad. ¿Para qué? Para dejar atrás, por vía judicial, al kirchnerismo. 

Con un partido disperso y la sombra de Mauricio Macri sobre el fallo, muchos ven con buenos ojos la llegada de Barrionuevo, aunque pocos se animan a blanquearlo públicamente. ¿Quiénes lo bancan, por lo bajo, en el amplio mundo peronista?

Gobernadores del PJ

Entre ellos hay cautela y expectativa. Les gusta que haya pasado esto, aunque hubieran preferido un interventor con un perfil “distinto” y “sin mucha historia dentro del peronismo”. De todos modos, reconocen sin vueltas que el fallo de Servini “expulsa definitivamente al kirchnerismo”, porque así como el presidente desplazado José Luis Gioja era “funcional” al FpV, Barrionuevo es todo lo contrario.

Hubo algunas señales. El salteño Juan Manuel Urtubey, por ejemplo, habló en los últimos días con Graciela Camaño -la esposa del interventor- y con Julio Bárbaro, que antes de ser designado en el nuevo PJ, degustó unas empanadas en Salta. ¿Casualidades?

Otros fueron menos sutiles. El vicegobernador de La Rioja, Néstor Bosetti, se reunió con Barrionuevo y apoyó abiertamente la intervención. Pero desde el gobierno provincial aclararon a A24.com que Bosetti actuó por las suyas porque “hace rato que juega para Cambiemos”. Sobre ese punto, recuerdan que tanto el mandatario Sergio Casas como el jefe del PJ provincial, Luis Beder Herrera, consideran la intervención como un “atropello”.

Sindicalismo

La CGT se mantuvo al margen -al menos orgánicamente- y en el sindicalismo dicen que es porque, en el fondo, a Barrionuevo “lo bancan todos”.

“Hay mucha bronca porque el PJ nacional era manejado por el kirchnerismo, y ellos, el año pasado, jugaron por afuera con Unidad Ciudadana. Eso molestó muchísimo”, dijeron a A24.com cerca de uno de los popes sindicales.

“Al kirchnerismo le importa ahora porque no tienen nada. Los echan de todos lados, y se cuelgan de esto”, se quejan, en un pase de facturas por conflictos que se arrastran desde la época afiebrada de “Unidos y Organizados”, cuando Cristina soñó con dejar atrás el “aparato sindical”. Y redoblan la apuesta al resaltar que hasta Víctor Santamaría, que es sindicalista de porteros y jefe del PJ porteño, le dio a Gioja un apoyo tibio.

Por eso, si bien admiten que Barrionuevo “tiene sus defectos”, le reconocen que “siempre está en la movida para hacer cosas”. Hasta que, en un ejercicio de honestidad brutal, avisan: “Alguien lo tenía que hacer, y ¿quién mejor que Barrionuevo? Es arrogante, soberbio y picante”.

Peronismo bonaerense

En el PJ bonaerense nadie banca a Barrionuevo pero “lo respetan sindicalmente”, según pudo saber este portal de fuentes de la conducción partidaria. Eso ya es algo. “Hay muchos que bancan una intervención -se largan a hablar-, pero con un proceso digno y con alguien medianamente respetable. Esto es poco serio y poco marketinero”. Así se refieren a Barrionuevo.

Además -dicen en el sello que conducen Gustavo Menéndez y Fernando Espinoza-, nadie va a salir a manifestarse a favor porque “no quieren quedar pegados sin un fallo firme, por si la Justicia finalmente le da la razón a Gioja”.

Igual, los kirchneristas del PJ admiten que “lo que dice Barrionuevo” es lo que piensan muchos “renovadores”, pero “nadie va a querer pegarse y mostrarse con él porque es contradictorio con lo que venden de la ‘renovación’".

Y arriesgan: "Si este proceso lo conducía alguien digno, como Felipe Solá, por ejemplo, al día siguiente estaba todo el mundo en el PJ apoyando la intervención, diciendo que el kirchnerismo hizo desastres”. Tiene su lógica.

El massismo

Si bien Sergio Massa y el Frente Renovador no integran formalmente el PJ, y por lo tanto no están obligados a decir nada, en el peronismo no ocultan sus sospechas por la línea Barrionuevo-Camaño-Massa.

Y recuerdan, con suspicacia, que Camaño faltó el 4 de abril a la interpelación al ministro de Finanzas, Luis Caputo, a pesar de que era una de las más interesadas y había anunciado su presencia. Diez días después, el 10 de abril, se intervino el PJ. Y Barrionuevo dijo que sabía de su nuevo destino desde unos "días antes". Teorías conspirativas.

La Cámpora

Sin perder tiempo, en la agrupación de Máximo Kirchner definen la intervención ante a A24.com como una “movida” de Servini y Macri, a través de un “cambio de favores” que dicen desconocer.

En una expresión de deseos, el “panperonismo” siente de todos modos que este traspié puede servir para “favorecer la unidad y, llegado el momento, saldar las diferencias en internas”. Aunque sigue habiendo celos y disputa de egos, y desde lo que fue Unidad Ciudadana piden que haya "unidad en serio y se encolumnen todos, no como en 2015”, cuando el entonces candidato presidencial Daniel Scioli fue azotado por el “fuego amigo”.

Duhalde

Si bien el fallo de Servini hizo lugar a una presentación del sindicalista Carlos Acuña, en el duhaldismo sacan pecho por las distintas presentaciones que había entregado desde años atrás, ante el mismo juzgado, la línea interna "Justicia y Dignidad Peronista". Sorprendido por la resolución, hoy el ex presidente "habla con todos".

En resumen, salvo el kirchnerismo (uno de los más afectados) y las manifestaciones territoriales formales, en la mayoría de los peronistas hay una sensación de espera. “Lo mejor que podría pasar es que se sostenga la intervención, pero con un interventor distinto”, se resignan. Es lo que hay.

¿Y Gioja?

En el entorno del sanjuanino se aferran al “gran rechazo" que generaron tanto la intervención como la "figura” de Barrionuevo, y suman a la lista de repudios los de partidos opositores y hasta de otros de Latinoamérica, aunque reconocen a A24.com que “muchos no lo hacen más enfático porque tienen responsabilidades”.

A la hora de analizar el fallo de Servini, conceden que “ha habido pedidos de intervención más serios” y dicen que, si bien son “respetuosos” de la Justicia, la “íntima convicción” en el PJ es que, sabiendo de la "calidad" de los jueces Alberto Dalla Via y Santiago Corcuera, la Cámara Nacional Electoral “va a dar vuelta el fallo en 20 días” para que Barrionuevo y los suyos se vayan. Y eso sí: que dejen la llave.