Tensión en el agro

El radicalismo y CRA, contra el Gobierno ante el posible cierre a las exportaciones de carne

"Es volver al modelo que ya fracasó", dijeron desde la UCR. CRA sostiene que la concentración de frigoríficos se originó en el cierre de exportaciones de 2006.
13 de abril de 2021 - 10:48
Las exportaciones de carne abrieron otro foco de conflicto. El agro recordó una política de Néstor Kirchner. 

Las exportaciones de carne abrieron otro foco de conflicto. El agro recordó una política de Néstor Kirchner. 

Las declaraciones de la Secretaria de Comercio de la Nación, Paula Español, sobre un posible cierre a las exportaciones de carnes van cosechando rechazos. La Unión Cívica Radical (UCR) sostuvo que un nuevo cierre correspondería a “una política que ya fracasó”. En el mismo sentido, pero con ironía, lanzaron sus críticas los dirigentes de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA): “los que decidieron cerrar exportaciones se quejan ahora de la concentración de los frigoríficos”.

“Néstor Kirchner cerró las exportaciones de carne en 2006 y durante nueve años se hizo todo tipo de experimentos para regular la oferta externa de quizás el producto más emblemático de los argentinos: la carne. Entre 2007 y 2015 las exportaciones cayeron de 771 mil toneladas a 151 mil, se cerraron 150 frigoríficos y se perdieron en la industria 15 mil puestos de trabajo; 12 mil ganaderos se retiraron de la actividad y el rodeo nacional cayó 16,8 millones entre 2007 y 2011. A quince años de ese error aún no se llegó al stock de 61 millones de cabezas que teníamos antes de 2006”, sostuvo el comunicado de los dirigentes radicales.

Además, el bloque UCR puso el foco en el duro momento de la economía actual, luego de un año de dura caída en las finanzas públicas. “En el año 2020 se perdieron 4 millones de puestos de trabajo y todos los argentinos sufrieron la inflación. La caída del poder adquisitivo implicó una reconfiguración de la dieta alimentaria, relegando la carne vacuna y elevando significativamente el consumo de carne aviar y huevos, que hoy combinados son la principal fuente de proteína animal de la dieta de los argentinos”.

Ricardo Buryaile, diputado por Juntos por el Cambio
Buryaile fue duro con la posibilidad de volver a cerrar las exportaciones a la carne.

Buryaile fue duro con la posibilidad de volver a cerrar las exportaciones a la carne.

Ricardo Buryaile, diputado nacional por Formosa por esa fuerza política, ahondó en la diferencia en el consumo que hoy en día presenta el mercado argentino en relación al momento en el que el expresidente Kirchner aplicó esa política hacia el sector ganadero.

“Esto cae en un momento muy distinto al otro. Hoy el consumo per cápita de carne vacuna ha caído por debajo de todo lo que es la proteína aviar. La presión actual en la demanda interna no es la misma que cuando se comían casi 95 kilos de carne bocina al año, por cada argentino”, explicó el diputado.

La Secretaria de Comercio de la Nación había dicho: "No nos va a temblar el pulso a la hora de cerrar las exportaciones de carne", a la vez que planteó la detección de "comportamientos especulativos" en el sector ganadero y frigorífico. Español sostuvo que precio de la carne "ha subido muchísimo más a final del año pasado y este año, realmente tiene que tener un parate".

Entre las herramientas que Español indicó para aplicar en el mercado de las carnes, describió algunas posibles. “Pueden ser subas de retenciones, encajes, cupos, medidas que se pueden tomar y se están evaluando".

Por su parte el bloque radical también apuntó contra los efectos en el funcionamiento de la economía del país.

“Afecta la credibilidad exterior del país y nuestra confiabilidad como proveedores de alimentos. Pareciera que los funcionarios nacionales no tienen en cuenta quiénes serían los perjudicados reales. La industria cárnica argentina emplea a más 77 mil trabajadores registrados y el sistema de agronegocios de la carne que va desde los agricultores que producen el maíz hasta los transportistas de hacienda en pie. Hay más de 131 mil productores ganaderos que en 2020 y lo que va de 2021 pudieron mantener la producción y el empleo gracias a las exportaciones”, dice el comunicado.

Buryaile agregó sobre este punto: “La sola amenaza es algo suficientemente grave para perturbar el comercio interno y el comercio internacional de carnes. Máxime si se tiene en cuenta que Argentina necesita divisas para cumplir con las obligaciones externas y el momento es muy distinto a otro”.

“Las exportaciones cárnicas crecen en volumen, montos y destinos desde 2016 en un círculo virtuoso que genera empleo y divisas para todo el país. El año pasado aportaron a las arcas del Banco Central más de 2.700 millones de dólares con un récord de 900 mil toneladas. Junto con otras exportaciones no solo permiten al país importar insumos industriales, también vacunas, kits de testeo y todo lo necesario para atravesar la pandemia”, cerró el comunicado del Bloque de UCR.

CRA apeló a la ironía

A través de un comunicado emitido este martes, CRA aseguró que “se pretende hacer creer a la población que la exportación de carne es el factor desencadenante de su precio en el mercado interno, sin considerar abiertamente la incidencia inflacionaria y la presión fiscal antedicha”.

La entidad, una de las integrantes de la Mesa de Enlace, también recordó la medida aplicada por el entonces Presidente de la Nación Néstor Kirchner.

Jorge Chemes, Presidente de CRA
Jorge Chemes lidera CRA, que también se sumó a las críticas ante el posible cierre a las exportaciones de carne.

Jorge Chemes lidera CRA, que también se sumó a las críticas ante el posible cierre a las exportaciones de carne.

“Resulta un síntoma de la decadencia intelectual para enfrentar el tema la idea de retornar al cierre de exportaciones, una experiencia que bajo el mismo signo político produjo un desastre en el stock bovino, con cierres de innumerables frigoríficos, y en corto tiempo, un aumento considerable del precio del producto”, sostuvo la gremial presidida por Jorge Chemes.

CRA fue un poco más allá y además del recuerdo, apeló a la ironía: “Paradójicamente, los mismos que decidieron cerrar exportaciones se quejan ahora de la concentración de los frigoríficos, cuando fueron ellos quienes produjeron dicho efecto”.

“No volvamos a destruir la cadena de la carne, trabajemos para que haya más producción, más transparencia en la cadena, menos presión impositiva, más incentivos al agregado de kilos por animal y menos ideas obsoletas y demagogia”, cerró el comunicado de CRA.

Se habló de