fuerza

República Checa, el primer país de la Unión Europea en cerrar sus fronteras por el coronavirus

República Checa, el primer país de la Unión Europea en cerrar sus fronteras por el coronavirus

Es una medida con consecuencias no solo sanitarias. El gobierno checo anunció que las fronteras del país se cerrarán desde el próximo lunes. Así, ningún extranjero podrá entrar y ningún checo podrá salir de su país.

"A partir de la medianoche del domingo, prohibimos a todos los extranjeros la entrada en la República Checa y, al mismo tiempo, a todos los ciudadanos checos la salida del territorio checo", declaró a los periodistas el ministro del Interior, Jan Hamacek.

Es el primer país de los 27 que conforman la Unión Europea que, de hecho, anulará la libre circulación de personas por toda la UE.

Conocida como el Espacio Shengen es el área que comprende a 27 países europeos que han abolido los controles fronterizos. Dieron paso así a una frontera común. Este espacio se creó en 1985 por el Acuerdo de Schengen y comenzó a funcionar desde 1995.

De ese modo se estableció una gran frontera común entre los países integrantes y controles comunes en las exteriores de esos países. En términos migratorios, la Unión Europea funciona como un solo país, con una política común de visados.

Embed
El área Schengen, la frontera común de la UE
El área Schengen, la frontera común de la UE

Tras el caso de Italia, que decidió aislarse para intentar contener la dispersión del virus, el primero que puso el acento el control fronterizo europeo fue Emmanuel Macron. Pero siempre dentro de una acción conjunta.

El presidente francés, este jueves, en un discurso televisivo, dijo que Francia cerrará sus fronteras de ser "crucial", pero aclaró que la decisión al respecto se tomará en coordinación con la Unión Europea.

"El virus no tiene pasaporte. Tenemos que unir fuerzas, coordinar nuestras respuestas, cooperar", recalcó Macron. La definió como "la peor crisis de salud pública en Francia en los últimos 100 años".

Pero los líderes de la Republica Checa fueron un paso más allá. Desde el lunes, el espacio común de circulación en la Unión Europea se cortará en ese país. Es más grave que el caso italiano, porque los aeropuertos siguen abiertos, inclusive con restricciones.

En la República Checa, hasta la fecha, se han registrado 117 casos de contaminación por coronavirus, ninguna víctima fatal.

s