Casos de éxito

La historia del instituto de idiomas argentino que se atrevió a cruzar el charco

Natalia Druziuk, fundadora y directora general del Instituto Neone, cuenta cómo fue el proceso para extender el negocio a Uruguay. Requisitos y expectativas.
Lionel Paredes
por Lionel Paredes |
Natalia Druziuk

Natalia Druziuk, fundadora y directora general del proyecto, junto a una parte de su equipo (Foto: Neone)

El Instituto Neone se dedica a la capacitación en idiomas y su principal diferencial es la variada oferta. Referente en la provincia del Chaco y con calidad de enseñanza de 13 idiomas, la empresa lleva 27 años de experiencia formando estudiantes. Ahora decidió dar un paso muy importarte y fue cruzar “el charco” para desembarcar en Uruguay con su formato de franquicia.

Atravesando obstáculos

Neone tendrá oficinas de atención al público y ventas en las zonas céntricas de cada departamento del interior uruguayo y dos en Montevideo. Piensa llegar a las 21 sedes.

Así lo afirma Natalia Druziuk, fundadora y directora general del proyecto, que contó con una inversión inicial de USD 6.500. Se estima que el recupero será de 6 a 8 meses.

“Nos contactaron de la Cámara de Franquicias de Uruguay y nos comentaron que nuestra propuesta fue la que más les llamó la atención por lo novedosa, completa y nos presentaron consultoras. Luego de reuniones, me sentí mucho más identificada con la energía, el entusiasmo y sobre todo la confianza que me transmitieron las socias de la consultora Kamden", subraya.

"Ya tenemos tres reservas de zona y lanzamos la propuesta a fines de agosto, por lo que estimamos que será un éxito total”, cuenta la emprendedora.

Y resalta: “Estamos en plena expansión en Argentina. Se puede formar parte de esta franquicia educativa con una inversión inicial que comienza en los $400.000, según el modelo elegido. Se garantiza un retorno rápido de la inversión -promediando los 8 meses- pero siempre sujeta a la gestión del franquiciado”.

La empresa cuenta desde 2018 con un campus virtual donde se dictan clases a distancia y permite llegar a alumnos de todo el mundo.

Haciendo la diferencia

Por eso en la pandemia potenció al campus multiplicando por 10 las ventas de cursos a través de dicha plataforma, con modelos de aula invertida, donde el alumno tiene participación activa en el aprendizaje, cursos personalizados o cursos totalmente automatizados.

“Si bien muchos de nuestros alumnos adultos están particularmente interesados en el dominio oral del idioma, hay muchas empresas y profesionales que necesitan adquirir también precisión en la lengua escrita”, manifiesta Druziuk.

idioma 2.jpg

“Para lograr que nuestros alumnos aprendan todas estas habilidades, utilizamos diferentes estrategias tales como la exposición a la lengua a través de contenido multimedia, la lectocomprensión de textos auténticos relacionados con los trabajos o profesiones de los alumnos, la discusión y resolución de problemas, el análisis de casos, el juego de roles, ejercicios de creatividad, expresión libre y otros”, asevera la ejecutiva.

Todas estas actividades se desarrollan en un marco resonante que favorece el aprendizaje, aplicando técnicas de programación neurolingüística, donde la actitud del docente frente al error es positiva, ya que este permite evaluar el progreso del alumno, e intervenir para facilitar la asimilación de la forma correcta.

Dentro del material empleado, se trabaja con un texto guía por nivel, el cual se complementa con material variado y constantemente actualizado.

“Al finalizar su ciclo de estudios, nuestros alumnos regulares alcanzan un excelente nivel en las cuatro habilidades, que les permite preparar y rendir con éxito los distintos exámenes internacionales”, exclama Druziuk.

"Al tratarse de capacitación de Idiomas y ser la única en Latinoamérica en otorgar certificados internacionales con tecnología blockchain by Bitcoin, esta franquicia demuestra que la innovación y la calidad son la mejor forma de diferenciarse", finaliza la experta.

Se habló de