icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
AGRO

Fases del circuito productivo de la leche (Actualizado)

Fases del circuito productivo de la leche (Actualizado)
fases-del-circuito-productivo-de-la-leche-actualizado

Desde que sale de la vaca en un tambo hasta que llega a la mesa de los consumidores, la leche pasa por un cuidadoso circuito en el que intervienen muchos momentos y personas.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la leche es uno de los alimentos más beneficiosos para las personas de todas las edades porque tiene múltiples propiedades y beneficios para la salud. Por eso, esta organización y todos los profesionales de diferentes especialidades médicas, especialmente los pediatras, recomiendan consumir leche o derivados como queso o yogurt, entre 2 y 3 veces al día y de manera periódica.

En Argentina, conseguir leche de calidad es fácil y económico, ya que por año se producen alrededor de 10.000 de litros que van a parar a las góndolas de los supermercados en forma de tetra brik, sachet y hasta en polvo. Sin embargo, antes de llegar a esa instancia, pasó por todo el circuito productivo de la leche, que es bastante extenso y lleva su tiempo.

Para conocer el circuito productivo de la leche, en principio es importante saber cómo está compuesta, ya que cuenta con muchos componentes que requieren de especial atención durante el recorrido. La leche tiene agua, minerales nutritivos, calcio, grasa y lactosa, vitamina D, B y A, y otras propiedades.

El circuito productivo de la leche, paso a paso:

Hay eslabones que se tienen que cumplir para un circuito productivo de la leche exitoso. Es decir, para que la leche que salga de la vaca pueda llegar a la mesa de las personas y ser consumida con total confianza, son:

Etapa 1: Ordeñe de las vacas

El tambo es el lugar donde todo comienza, con el ordeñe de la vaca. El ordeñe se puede hacer de manera tecnológica, es decir con extractores automáticos y especializados para sacar la leche de las ubres de las vacas, o de manera tradicional, con un ordeñador haciendo el trabajo manualmente. Aunque muchos tambos ya se modernizaron, aún hay muchos que continúan utilizando los métodos tradicionales y también hay otros en donde se hace un mix.

La leche extraída de cualquiera de las dos formas se acumula en tanques lecheros que sirven para conservar el alimento de la mejor manera posible.

Etapa 2: Almacenamiento y pasteurización

En esta fase comienza el proceso industrial de la leche. Este proceso es el que permite transformar a la leche extraída en la leche que se vende y se consume habitualmente, es decir, una leche libre de virus, bacterias y otras enfermedades. Para esto, los productores llevan adelante una serie de análisis para determinar, por ejemplo, si la leche es potable y si los valores y niveles de sus componentes son sanos para el consumo habitual.

Si todo cumple con las normas, se establece que esa leche es apta y se conserva en una temperatura de entre 2°C y 4°C.

Etapa 3: Comercialización

Esta es la etapa más conocida por los consumidores, es la del producto final en las góndolas listo para ser comprado y consumido. Pero en este momento también se incluye a las etapas de envasado, etiquetado y transporte que, aunque muchas veces se pasen por alto al mencionar las etapas del circuito productivo, son igual de importantes que los demás y requieren de tiempo y atención especializada para que la leche no pierda la cadena de frío ni sus beneficios.

Los subproductos o productos derivados

Dentro del circuito productivo de la leche hay otro momento que no se puede pasar por alto: la separación de leche para utilizarla como materia prima. En Argentina y Uruguay, mucha de la producción se separa para la preparación de subproductos o productos derivados de la leche, como el queso, los postres y el yogurt, la crema, la manteca, la margarina y otros.

La preparación de estos subproductos también dependen del circuito de la leche, ya que sus circuitos inician en el mismo momento: en el tambo, con la correcta extracción de la leche de vaca.

Por qué tomar leche: los beneficios

La OMS y otras organizaciones recomiendan el consumo de leche desde el nacimiento de una persona y hasta sus últimos años de vida. Al principio, la leche materna será fundamental para el crecimiento y desarrollo del niño, y será la que provea al bebé de los nutrientes necesarios. Sin embargo, a medida que el niño crezca y deje de lactar, se recomienda el consumo de leche animal para suplementar y potenciar los nutrientes necesarios, como proteínas, minerales y calcio.

Según esta Organización, la leche puede ser beneficiosa para muchos aspectos de la vida de todas las personas y en todas las edades. Por ejemplo, es buena para dormir y combatir el insomnio, ya que el calcio estimula la relajación y el aminoácido triptófano aumenta la cantidad de serotonina en el cerebro, sustancia conocida por su eficacia para conciliar el sueño.

Además, la leche también es una bebida que previene algunas enfermedades como cáncer o enfermedades en el colon. Esto se debe a los nutrientes que posee, como calcio y vitamina D.

Por otro lado, es uno de los alimentos que más aumenta la inmunidad de las personas, además de que también su consumo moderado pero periodico podría ser antioxidante.

En esta nota:
SUBIR

Poder