El precio de los alimentos

Cooperativas ofrecen asado a $460 y negocian matrículas para comprar hacienda

La UTT venderá carne a precios rebajados. Además, fueron recibidos por Basterra junto a frigoríficos cooperativos, que buscan su propia matrícula de matarifes y abastecedores.
Ezequiel Morales
por Ezequiel Morales |
Algunos frigoríficos de cooperativas apuntan a ser matarifes: dicen que así ofrecerían carne más barata.

Algunos frigoríficos de cooperativas apuntan a ser matarifes: dicen que así ofrecerían carne más barata.

En pleno ascenso de los precios en las carnicerías, los consumidores de la zona de Avellaneda, en Buenos Aires, podrán conseguir asado a $460. Se trata de una iniciativa de la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT), que además de ofrecer carne a precios más accesibles persigue otro objetivo central: conseguir que varios frigoríficos organizados en cooperativas obtengan su propia matrícula de matarifes para comprar hacienda. Para eso, la UTT y la “Mesa de los Frigoríficos Recuperados” se reunieron en la tarde del miércoles con el ministro Luis Basterra, y las negociaciones continuarán a lo largo de estos días.

El asado que la UTT ofrece a $460 -además de otros cortes a precios baratos- proviene de un frigorífico exportador de Avellaneda que ante el bloqueo determinado por el Gobierno decidió venderle parte de su stock al movimiento social. Se trata de una de las plantas que se mantienen en contacto con la organización y ante el nuevo panorama decidió sumarse al “#Asadazo”, como denominaron a la campaña.

Aunque por ahora se concentran en un solo lugar, Avellaneda, lo ofrecido por el movimiento es otra de las opciones que tienen los consumidores para hacerse de carne más barata. De hecho el Gobierno había confirmado el mes pasado el acuerdo con los exportadores para distribuir asado en supermercados, a $359. Lo que dicen, desde la UTT, es que no todo el público puede comprar en supermercados.

En las dos primeras semanas desde que arrancaron, el volumen de lo vendido en Arredondo 3359, también en ese distrito, estuvo en el orden de las 4,5 toneladas por semana. Por eso, la idea es sumar más productores y frigoríficos pequeños y medianos que los provean de carne “de novillos y novillitos”, según remarcan.

“Algunos productores no tuvieron la capacidad de esperar, como otros más grandes. Los chicos y medianos necesitan vender”, explicó Agustín Suárez, uno de los referentes de la UTT ante el llamado de A24.com Agro. “Es la mirada del otro campo, más allá de lo que plantea la Mesa de Enlace”, sostuvo.

Un dirigente rural del sector cooperativo reconoció ante la consulta de este medio los avances de estas negociaciones. “Se está empezando a hablar y tenemos interés porque en muchos productos, como dice la UTT, a los productores no nos llega lo correspondiente por el precio del mostrador”, sostuvo la fuente.

Sin caer en culpas a los pequeños comerciantes, presos en muchos casos de un valor al que deben remarcar hacia arriba para poder subsistir, este productor señaló que el problema intra cadena y la alta carga impositiva son motivos que pesan a la hora de empezar a analizar otras variantes para ubicar hacienda en nuevos sitios.

Si bien es un acuerdo que aún no se instrumentó, el entendimiento está. Y no estaría sujeto a cómo finalice el conflicto por las exportaciones de carne, ni a lo que resuelva la Mesa de Enlace.

“Son dos cosas distintas, porque estas charlas con la UTT vienen de largo y una cosa no quita a la otra”, dijo el dirigente, esperanzado por contar con “la comprensión” de la Mesa de Enlace.

paro.jpg
El precio de la carne, principal argumento del Gobierno por el cual cerró las exportaciones.

El precio de la carne, principal argumento del Gobierno por el cual cerró las exportaciones.

¿Qué se le pidió a Basterra?

El ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra, se reunió con la Mesa de Frigoríficos Recuperados por sus trabajadores y analizaron la situación de la cadena cárnica.

Para los cooperativistas, haber sido parte del encuentro fue más que importante ya que hoy representan cerca del 8% de la faena a nivel país.

“Que después de muchos años nos hayan recibido a todas las plantas recuperadas juntas, es muy importante. Y les llevamos nuestra propuesta”, contó Miguel Saavedra, presidente de la Cooperativa de Trabajo “Frigocarne” de Máximo Paz, ante la consulta de A24.com Agro.

Siguen los casos de Covid-19 en la industria frigorífica
Algunas cooperativas de frigoríficos piden por matrículas para poder comercializar hacienda.

Algunas cooperativas de frigoríficos piden por matrículas para poder comercializar hacienda.

Son 14 plantas que se encuentran en la misma situación, con aproximadamente 1.700 trabajadores en total. Pero aseguran que el número va en ascenso, porque van sumando el acompañamiento de otras plantas procesadoras de pollo y cerdo. Y el área no se limita únicamente al Conurbano bonaerense donde se encuentra la mayoría, sino que cuentan con frigoríficos en Misiones, Río Negro, Mendoza y Chaco.

“Nosotros articulamos con los pequeños y los medianos productores que no pudieron parar porque están en el día a día, ¿cómo hacen sino?”, se preguntó Saavedra.

Por eso, uno de los puntos hablados con Basterra es que algunas de estas plantas vuelvan a tener la matrícula de “frigoríficos abastecedores”, algo que habían dejado de tener en la gestión de Mauricio Macri.

“Necesitamos la firma del ministro. Ellos evalúan de dónde sale el capital, algo que nosotros tenemos, porque no buscamos comprar 1.000 animales por mes, sino como mucho 200. Nosotros no vamos contra los privados, sino que queremos que todos podamos trabajar”, sostuvo Saavedra.

Los precios

El argumento que sostienen desde las cooperativas es que tener sus propias matrículas les permitiría comprar hacienda en diferentes canales comerciales, descomprimiendo las pujas con los grandes operadores en el mercado de Liniers.

“Queremos que la hacienda venga del pequeño productor a nosotros, y de ahí que la gente pueda acceder a la carne a un precio más barato sin pujar con los gigantes, que son los que tienen el gran capital y fijan el precio”, indicaron los cooperativistas.

Desde la industria matarife, sin embargo, la movida “no cayó bien”. A24.com Agro también consultó entre los habituales matarifes y abastecedores de la actividad y la opinión fue clara: “No deberían darles la matrícula para faena, venta y compra de la hacienda, para eso está la matrícula del matarife. Eso no debería pasar porque, por el contrario, a la industria privada de los matarifes tampoco le otorgan matrículas de faena”, explicó un dirigente de la actividad.

Por lo pronto, este jueves por la tarde continuarán las reuniones con los funcionarios.