Opinión

Qué es el biz hacking y cómo lo aplica el agro argentino en tiempos de crisis

"Hay mirar más al campo, no sólo como un proveedor de dólares para la economía o formadores de precios, sino como un sector que aporta soluciones concretas a problemas relevantes", afirma el autor.
Agustín Andrés Cohen
por Agustín Andrés Cohen |
Pensar fuera de la caja

Pensar fuera de la caja, un proceso clave para el futuro de las empresas. 

La Pandemia y la crisis mundial, a la que la Argentina no escapa, hace que todos los rubros ejerciten su creatividad para mejorar rentabilidades y performances operativas.

En ese sentido, el agro argentino, desde hace muchos años ya aplica procesos de Business Hacking o Biz Hacking (BH), muchas veces sin saberlo, para resolver problemas concretos que evitan su crecimiento o expansión. ¿Pero que es el BH y que impactos fenomenales promueve en todo tipo negocios?

Como he explicado ya, en tantos artículos y clases que he dado, el BH es un concepto que implica que, ante un problema, en cualquier área de una empresa, se debe buscar la solución haciendo benchmarking en algún otro rubro que no tenga nada que ver con la empresa en cuestión, adaptarlo y proveer una solución al problema inicial. No es nada mas y nada menos que ser un observador y pensar como se dice “fuera la caja” (en inglés Think out of the box).

Para entender mejor veamos un ejemplo que he dado también varias veces en diferentes ámbitos. Hacer BH no es sólo un desarrollo tecnológico; es algo filosófico. Para entenderlo solo nos tenemos que trasladar a principios del siglo XX, cuando no existían computadoras, pero si se realizaba mucho BH y del mejor tipo durante la revolución industrial. Así fue como un pionero de BH, Henry Ford, tenía un problema de costos y productividad en su planta automotriz, y un buen día visitando un frigorífico se dio cuenta que la vaca entra completa y, después varias “estaciones”, sale en los diferentes cortes que consumimos. Pasando en limpio ¿qué pensó con ojos de hacker y sentido común?: la vaca entra armada y sale desarmada. ¿Por que no aplico esto a mi negocio pero al contrario?. O sea, a lo largo de la línea tengo todo desarmado, paso por todos los puestos en una línea y sale el auto armado. Resumiendo, de esta observación, en una actividad totalmente distinta, se creó la línea de montaje que se usa hasta hoy en día en las plantas automotrices.

Hoy en día nuestro agro está a la vanguardia del BH y hay empresas que, sobre todo en el área de servicios, aplican tecnologías de áreas financieras, de logística, de retail, etc. jamás pensadas para el agro, para solucionar problemas concretos.

Por ejemplo, como ocurre con tecnologías de cripto y blockchain usadas tradicionalmente como medio de inversión, reserva de valor y pago del mundo financiero, se aplican a la necesidad del productor de tener sus granos (caso de la soja) resguardados durante mas tiempo de lo previsto consecuencia de las crisis itinerantes argentinas y la fluctuación de precios internacionales. El productor puede hacerse de bienes y servicios usando de colateral tokens (activos digitales transaccionales respaldado por un activo físico en este caso el grano), especialmente desarrollados para el agro. Esto daría como resultado el aprovechamiento, agilización y la posibilidad de potenciar el acopio de soja sin vender luego de cosechada. En síntesis para que se entienda es una forma de formalizar la cuenta corriente o en criollo el fiado contra cosecha con la que el productor intercambia por semillas, vehículos, maquinaria, combustible, servicios, garantizar prestamos, etc.

O utilizar por ejemplo el concepto del taxi, luego Uber, aplicado a la logística de Granos, o mejor dicho al uberización del transporte de granos para optimizar, eficientizar y por ende disminuir el costo del flete en el transporte de cosecha.

En resumen, el agro argentino es un generador de procesos virtuosos de Biz Hacking que son mucho más que aplicar tecnología a un proceso. Se resuelven problemas concretos de operaciones, logística, acopios, pagos, etc. a través del BH. Por tal motivo, hay mirar más al campo, no sólo como un proveedor de dólares para la economía o formadores de precios, sino como un sector que aporta soluciones concretas a problemas relevantes, algo fundamental en un motor de innovación en cualquier empresa o sector productivo.

El autor des Profesor de Entrepreunership de UCEMA

Se habló de
s