Nueva economía

Cripto: cómo es el nuevo modelo productivo basado en la descentralización y auto regulación

Las nuevas tecnologías modificaron las formas de hacer negocios. En qué consiste el esquema DeFi, qué rol cumplen los contratos inteligentes y cuáles son las nuevas reglas del mercado.
Juan Frers
por Juan Frers |
El desarrollo del sistema de la red Ethereum ya permite a los usuarios interactuar entre sí.

El desarrollo del sistema de la red Ethereum ya permite a los usuarios interactuar entre sí.

Como consecuencia del outline financiero del coronavirus en el 2020, las nuevas tecnologías comenzaron a modificar las formas en las cuales se llevan a cabo los negocios y las relaciones tradicionales de consumo. Esto, a su vez, provocó el nacimiento de un nuevo mercado, con reglas diferentes a las tradicionales, marcadas por la descentralización y la auto regulación.

Los agentes económicos del mercado clásico suelen ser los usuarios, el Estado y la banca, entre otros. En este nuevo mercado productivo comienza a establecerse un nuevo paradigma donde los bancos o intermediarios financieros son dejados de lado, así como el propio Estado.

Como dijimos, las dos tesis dominantes del naciente mercado productivo son la descentralización y la auto regulación, con servicios que se brindan directamente entre los usuarios, sin la necesidad de que exista un tercero o intervenga un intermediario.

Asimismo, el poder de “imperium” del Estado, que se evidencia tradicionalmente en la posibilidad de controlar la emisión monetaria y regular el accionar de los privados mediante normas, reglamentos y leyes, también queda limitado.

El rol de los contratos inteligentes

Este nuevo escenario se basa en el modelo DeFi o finanzas descentralizadas, en donde las relaciones comerciales ocurren directamente entre consumidores, a través de la utilización de contratos automatizados o codificados; los denominados contratos inteligentes.

Es complejo imaginar este nuevo paradigma en que bancos o empresas tradicionales no son necesarios y donde el Estado tampoco cuenta con poder alguno. Donde la regulación no existe y prima el lema cripto de Ethereum: " El código es la ley", haciendo referencia a la codificación en “solidity” utilizada para crear los smart contracts.

Entonces, las empresas tradicionales -como la banca- empiezan a verse amenazas por este nuevo esquema, donde las relaciones de consumo y la forma en la cual se prestan los servicios cambia. Donde los bancos no son necesarios. Simplemente hay que imaginar que podríamos encontrar a un usuario con la necesidad de prestar dinero y otro que tiene la posibilidad de conseguir el préstamo, sin la necesidad de terceros o intermediarios.

La red Ethereum y el esquema DeFi

Este tipo de situaciones puede sonar bastante complejo, pero ya está ocurriendo mediante las Dapps dentro del sistema de la red Ethereum. Es decir, aplicaciones que permiten a los usuarios interactuar entre sí, creando un nuevo mercado, en el que compradores y vendedores se encuentran sin que intervenga un tercero (ya sea banco, empresa o intermediario).

En este sentido, el usuario o consumidor acostumbrado a operar con contratos en papel, firmar y abonar la factura de alquiler, o las empresas que pagan sueldos, deben entender que se aproxima un fuerte cambio a través de la aplicación de contratos inteligentes.

Por supuesto, en definitiva, sólo el tiempo dirá cómo evoluciona el nuevo paradigma del mercado productivo cripto con la aplicación del esquema DeFi. Pero no olvidemos que ya es una realidad.

* El autor es especialista en temas de impuestos y tecnología. Socio Tax & Tech Beps Global Consultores.

Se habló de
s