Okupas: Quienes son los actores de la serie que se estrenó en Netflix

Estos son los actores de la mítica serie argentina que está disponible en Netflix. Este fue el elenco que se supo robar el corazón de varios jóvenes de la época
Okupas está en Netflix

Okupas está en Netflix

Mientras se diagramaba la logística del proyecto, se definían los actores. Desde el arranque, Rodrigo de la Serna iba a ser Ricardo. “Lo había visto intermitentemente en Naranja y media y me pareció que tenía algo muy verdadero, como a punto de estallar”, dice Stagnaro. “Era el único que tenía claro”. El resto salieron entre castings y conocidos. Lo mejor de Okupas es que ya la podés volver a ver en Netflix.

Reparto principal de Okupas, serie argentina de Netflix

Ricardo- Rodrigo de La Serna

Sergio o El Pollo - Diego Alonso Gómez

Walter - Ariel Staltari

El Chiqui - Franco Tirri

Clara Alvarado - Ana Celentano

Sofía - Rosina Soto

Peralta - Augusto Brítez

El Perro Negro - Dante Mastropierro

El Mulo del Negro Pablo - Sergio Podeley

A Franco Tirri –que sería El Chiqui, el linyera del grupo– ya lo conocía por su hermano. Diego Alonso –El Pollo– llegó por recomendación del padre de Bruno. Ariel Staltari entró por casting.

Después llegó la filmación. “Empezamos a estar faltos de tiempo y eso está en el gen de la serie. Era un esquema muy poco realista para darles profundidad a la historia y a los guiones”, cuenta Stagnaro.

“El día a día era un infierno, una presión de la maquinaria televisiva exigiendo que cumpliera con los plazos que eran imposibles. Por otro lado, sentía que eso le daba un frenesí al proceso que lo favorecía. Ese ritmo al final fue llevado al extremo, pasándola como el orto”.

Cuando Stagnaro gritó corte en la escena final de Okupas –la despedida del grupo y que ahora podés ver en Netflix–, hacía más de 26 horas que estaban filmando. El último día de rodaje se extendió porque los guiones estaban escritos en un 20%. Stagnaro tenía en claro la estructura del capítulo y qué cosas iban a suceder, pero no cómo.

Entonces, mientras se filmaba, él escribía en un bar, en las servilletas del bar, y su hermano dirigía algunas escenas. También escribía, en pleno set, junto con Alberto Muñoz y Esther Feldman, los otros guionistas de la historia.

Los tres ahí, tirados encima de una computadora. Terminaban los textos, imprimían, una lectura rápida y a filmar. Había que cerrar la historia.

Se habló de
s