Pospandemia

Pobreza: un estudio revela que la Argentina todavía no logra volver a los índices prepandemia

Un estudio de un centro de estadísticas cercano al Frente de Todos advierte que aún en un escenario optimista, no se volverá a los índices de 2019.
Redacción A24.com
por Redacción A24.com |
Los índices de pobreza no mejoran en la Argentina (Foto: archivo)

Los índices de pobreza no mejoran en la Argentina (Foto: archivo)

El dato se desprende del Estimador Mensual de Pobreza y Estructura de Segmentación Social desarrollado por el Centro para la Concertación y el Desarrollo (CCD) y la Universidad Metropolitana para Educación y el Trabajo (UMET). Se trata de un think tank del Frente de Todos que lidera el exministro de Educación de Alberto Fernández, Nicolás Trotta. La pobreza seguirá siendo superior a la de 2019. Es decir, el crecimiento de este año aún no logrará revertir por completo el impacto de la Pandemia en la tasa de pobreza.

En relación a la situación pospandemia, el informe advierte que “aun en el mejor de los escenarios, 2022 terminaría con una tasa de pobreza 0,2 puntos porcentuales por encima de la registrada en 2019. Siendo 2019 un año en el que la proporción de población por debajo de la línea de pobreza se había incrementado 7,8 puntos porcentuales en relación con 2017 (pasando del 27,7% al 35,5%). Lo que implica que sólo se recortaría el deterioro acontecido tras la pandemia”.

En cuanto a la clasificación de la pobreza según los niveles de ingreso, muestra que “mientras que en el semestre Julio-Diciembre 2017, conjuntamente pobres e ingresos medios representaron al 59,9% de la población, en el último semestre para el que se cuenta con datos (Octubre 21- Marzo 22) más de 7 de cada 10 (71,2%) personas registraron ingresos por debajo de dos líneas de pobreza”.

El estudio también destaca que “entre Julio-Diciembre de 2017 y Octubre de 2021-Marzo de 2022, se verifica un crecimiento de la población pobre en un 37,8% y de la población de ingresos medio bajos en un 4,8%. Como contracara, se reduce el peso de los segmentos de ingresos medio altos en un -18,1% y del segmento de ingresos altos -37%”.

¿Qué pasa con la pobreza en la Argentina?

PObreza.jpg
Casi 30 millones de personas eran pobres en la primera parte del 2022 (Foto: Twitter)

Casi 30 millones de personas eran pobres en la primera parte del 2022 (Foto: Twitter)

La coordinadora de la investigación y economista Ana Paula Di Giovambattista, expresó al concluir el documento que “a partir de distintos escenarios de trayectoria de la economía, estimamos las tasas de pobreza asociadas, encontrando que incluso en el mejor de los casos, el 2022 terminaría con una tasa de pobreza superior a la de 2019, llegando al 35,9% de las personas. Es decir que, de crecer dos años seguidos, únicamente se recortaría -y no completamente- la desmejora social ligada a la pandemia, sin poder revertirse los 7,8 puntos que subió la pobreza entre 2017 y 2029”.

El estudio mide la “tasa de Pobreza estimada” que se considera según los datos del Indec, la “clasificación de la población según su nivel de ingresos” y la “segmentación social en base a la definición de estratos socio-económicos”.

Al respecto de las razones para desarrollar esta nueva medición, el director general del Centro para la Concertación y el Desarrollo, Nicolás Trotta, señaló que “con los resultados vemos que las condiciones locales e internacionales para gestionar resultaron desfavorables. La pandemia profundizó con fuerza el deterioro social que se produjo entre 2018 y 2019, pero también es cierto que nuestra gestión de gobierno no se ha mostrado capaz de avanzar en la integración social y de garantizar que todas las ciudadanas y ciudadanos puedan cubrir sus necesidades básicas. Se han naturalizado niveles de pobreza que nos retrotraen a los de hace 14 años, por el 2008”.

Para desarrollar el indicador, el IET planteó: “es sabido que la medición de pobreza incluye a la población con ingresos inferiores a una Canasta Básica Total. Entonces, nos preguntamos qué ocurre con el segmento que gana entre 1 y 2 canastas (de Ingresos Medio Bajos, que no son Pobres, pero podrían caer en la pobreza), y qué acontece con los segmentos más holgados: de Ingresos Medio Altos (ganan entre 2 y 3 Canastas) y de Ingresos Altos (ganan más de 3 Canastas). Es decir, ¿qué ocurre con la segmentación social?”.

Sobre esto, los especialistas opinaron que “conocer cómo la performance económica se traduce en cambios de composición social es relevante porque constituye un insumo crucial para el dimensionamiento de las poblaciones que experimentan distintas realidades, y permite definir poblaciones objetivo para la definición de políticas públicas que aborden problemáticas de insuficiencia de ingresos y exclusión”.

Los analistas que participaron del informe plantearon: “En un contexto de alta inflación, este abordaje permite echar luz sobre la magnitud y homogeneidad o heterogeneidad en la evolución del poder adquisitivo, medido a partir de la cantidad de Canastas Básicas Totales que los ingresos pueden adquirir”.

Con estas afirmaciones, el informe llegó a la conclusión de que aún no se superó el daño causado por la pandemia y que será muy difícil revertir la situación y volver a como estábamos en 2019.

Se habló de
s