PESE AL ANUNCIO OFICIAL

Trabajo temporario: aseguran que los plantes sociales siguen afectando la contratación de mano de obra para la cosecha

Alberto Fernández había presentado el programa que pretendía acabar con la incompatibilidad entre planes de asistencia y contrataciones. En el sector citrícola dicen que el problema persiste.
La cosecha y los planes sociales: un combo difícil de resolver para los productores. 

La cosecha y los planes sociales: un combo difícil de resolver para los productores. 

Desde las economías regionales salieron a manifestar su preocupación por la persistencia de los problemas para conseguir mano de obra para el trabajo en las cosechas. Y se lo atribuyen a que los trabajadores temporarios, todavía, mantienen su dependencia a los planes sociales del Estado en detrimento de las contrataciones con el sector privado. Por estos días la industria citrícola alertó por la escasez de obreros para levantar la cosecha de naranjas.

Para las producciones regionales es un serio dolor de cabeza. Incluso el Presidente Alberto Fernández había anunciado que el cobro de las asistencias por parte del Estado y el empleo temporario dejarían de ser una situación de disyuntiva para los trabajadores y un problema de falta de recursos para los empresarios.

“Muchos hombres y mujeres que trabajan un tiempo donde se cosecha, durante el período en el cual no se trabaja en el sector, han tenido la asistencia del Estado para poder sobrellevar el tiempo en el que no tienen ese ingreso. Y al volver al tiempo en el cual había que volver a trabajar se enfrentaban con un dilema: ‘me quedo con lo seguro’ o ‘me arriesgo con el trabajo y no sé qué va a pasar mañana’”, indicaba el Presidente, ladeado por el gobernador local, Gustavo Bordet en el acto que se realizó el 12 de agosto en una planta procesadora de cítricos en Concordia.

alberto bordet concordia.jpeg
El Gobierno, en agosto, al hacer anuncios en materia de la cosecha y los planes sociales.

El Gobierno, en agosto, al hacer anuncios en materia de la cosecha y los planes sociales.

"El Estado quiere que trabajen, pero no los vamos a dejar solos cuando el trabajo no esté", había dicho.

Sin embargo desde la producción alertaron que tres meses después de aquellas palabras, el problema continúa, y que entre las razones de los empleados temporales siguen estando por encima aquellas que privilegian al cobro desde el Estado por encima de la contratación temporal en el campo.

“En agosto antes de las PASO el Presidente Fernández promulgó el decreto 514/2021 que compatibilizaba a los trabajadores sociales con el trabajo en blanco. El problema es que en el sector golondrina tienen planes que debido a la pandemia han tenido sustanciosas mejoras, algo que saludamos porque se trata de un sector muy golpeado. Pero ahora bien: una familia tipo hoy está cobrando arriba de $70 mil pesos por planes sociales”, remarcó Pablo Vernengo, Director ejecutivo de Economías Regionales de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), en una entrevista con Marcela Pagano en A24.

vernengo.jpg
Vernengo, de CAME, apuntó contra los punteros políticos que entregan los planes sociales.

Vernengo, de CAME, apuntó contra los punteros políticos que entregan los planes sociales.

Lo que dicen desde CAME es que se requieren 625.000 trabajadores temporarios a nivel país. Y que la problemática se percibe actualmente en las cosechas de yerba, arándanos y cítricos. “Hoy un cosechero está ganando cerca de $4500 la jornada trabajada y se lleva unos $50.000 o $60.000 al mes. No podemos competir”, graficó.

“El nudo del problema está en que cada plan está atado a un puntero, que los aprietan y les dicen ‘a vos te pagamos para venir a cortar rutas, no para ir a una cosecha’”, denunció Vernengo. El dirigente de CAME hizo una comparación sencilla: los planes de asistencia que otorga el Estado se cobran de manera mensual, mientras que en la mayoría de los casos los empleos en blanco en el campo no se extienden por más de 6 meses.

En declaraciones a Infobae, Carlos Achetoni, presidente de la Federación Agraria Argentina (FAA), sostuvo: “No sé qué pasará en las campañas de noviembre y diciembre, que son de las más importantes

“En algunas personas donde se fue perdiendo la cultura del trabajo, lo que se vuelve una verdadera complicación”, concluyó el federado.

s