Header-Crypto-Cat-notas
Minería cripto y ambiente

Qué es Proof of Work y cuál es la diferencia con Proof of Stake

La reciente fusión de la red Ethereum trajo el debate por el consumo de energía de la cripto-minería. Qué son los algoritmos de consenso y por qué son clave para las criptomonedas.
Blockchain: Con ayuda de estos algoritmos de consenso es posible validar y crear nuevos bloques en las cadenas

Blockchain: Con ayuda de estos algoritmos de consenso es posible validar y crear nuevos bloques en las cadenas, pero cada uno tiene sus particularidades.

Por Ericka Duarte Roa (*)

La Distributed Ledger Technology (DLT) y la blockchain son la base tecnológica para que existan las criptomonedas, y dichas redes operan gracias a la existencia de algoritmos de consenso como Proof-of-Work (PoW), Proof-of-Stake (PoS) y Proof-of-Authority (PoA).

Con ayuda de estos algoritmos es posible validar y crear nuevos bloques en las cadenas, pero cada uno de ellos tiene ciertas particularidades sobre su funcionamiento. Debido a que todas las transacciones que se hacen en blockchain deben ser validadas, por lo que los algoritmos de consenso se vuelven indispensables.

Para que una transacción en la blockchain pueda realizarse de forma segura, las redes deben contar con unas regulaciones, es decir, con un algoritmo que permita su buen funcionamiento.

En este punto nacen los algoritmos de consenso, pues, en otras palabras, estos protocolos son el mecanismo que establece las reglas o pautas para que los nodos que sellan los bloques, lleguen a un acuerdo entre sí.

Existen diferentes protocolos o algoritmos en la blockchain, algunos de los más importantes son Poof-of-Work y Proof-of-Stake, por lo que a continuación se hace énfasis en cada uno de ellos, para comprender sus principales diferencias.

Blockchain: qué es Proof-of-Work

El protocolo de prueba de trabajo (Proof of Work), es el algoritmo de consenso para Bitcoin. Este protocolo se basa en el trabajo que realizan los mineros encargados de resolver una serie de ecuaciones matemáticas para validar las transacciones de la red.

PoW y PoS.jpg
¿Proof of Work o Proof of Stake? El debate que no termina en el ecosistema cripto.

¿Proof of Work o Proof of Stake? El debate que no termina en el ecosistema cripto.

Este algoritmo de consenso dificulta a los atacantes la monopolización de la red debido a que, si una persona quiere agregar un nuevo bloque a la blockchain, tendrá que rehacer todo el trabajo que se ha realizado desde que se creó el último.

Pese a que es un poderoso algoritmo, la parte negativa del PoW es el gran consumo de energía que requiere. Además, PoW lleva mucho tiempo en producirse y es computacionalmente costoso.

Proof of Work se originó en los años 90, principalmente, como una herramienta de protección contra spam. Sin embargo, en 2008 llegó al mundo cripto cuando Satoshi Nakamoto publicó el Whitepaper ‘Bitcoin: A Peer-to-Peer Electronic Cash System’.

En el resumen de ese documento se pueden leer las siguientes líneas, escritas por Nakamoto: “Proponemos una solución al problema del doble gasto utilizando una red de igual a igual. La red marca la hora de las transacciones al agruparlas en una cadena de prueba de trabajo basada en hash, formando un registro que no se puede cambiar sin rehacer la prueba de trabajo”.

En síntesis, lo que hace Proof of Work es ofrecer una forma segura de confirmar transacciones, pero tiene algunos inconvenientes como su gasto energético. Algo que afecta en su velocidad, pues aumenta la dificultad de agregar nuevos bloques.

Cómo funciona Proof of Work

Para entender el funcionamiento de PoW es importante definir algunas etapas. En la primera de ellas, el cliente o nodo se conecta a la red y se le asigna una tarea que debe ser resuelta para recibir un incentivo económico.

En una segunda etapa, que se conoce como minería, se empieza a resolver el acertijo, se utiliza mucha potencia computacional, traducida en energía, hasta poder resolver el problema.

BIC 1.jpg
Criptomonedas: PoS es mucho más rápido en el procesamiento de transacciones y más amigable con el medio ambiente.

Criptomonedas: PoS es mucho más rápido en el procesamiento de transacciones y más amigable con el medio ambiente.

Enseguida, cuando se resuelve la tarea computacional, el nodo comparte su respuesta con la red para que sea verificada. Si la tarea cumple con los requisitos y es correcta, el nodo obtiene acceso a los recursos de la red, de lo contrario, se rechaza el acceso.

Finalmente, en una cuarta etapa, cuando la tarea se cumple, el nodo accede a los recursos de la red y recibe una recompensa monetaria por el trabajo realizado.

Proof of stake y sus diferencias con Proof of Work

Proof of Stake (o prueba de participación) es un protocolo de consenso que fue creado para reemplazar al conocido Proof of Work, ya que es capaz de aportar una mejor seguridad y escalabilidad a las redes que lo implementen.

Este protocolo nació gracias al desarrollador Sunny King en 2011, quien publicó el Whitepaper ‘PPCoin: Peer-to-Peer Crypto-Currency with Proof-of-Stake’, haciendo énfasis en los cuatro problemas que el PoS soluciona: la lentitud en las transacciones y falta de escalabilidad; una centralización cada vez mayor en la red; la contaminación; y el fin de la amenaza del ataque de la mayoría.

En síntesis, King asegura que Proof of Stake permite a los usuarios validar las transacciones en función de su participación en la red, en lugar de tener que resolver los problemas matemáticos con la minería.

El funcionamiento de Proof of Stake es muy diferente al de PoW. En primer lugar, es un sistema el que selecciona a los participantes que todo el tiempo posean una determinada cantidad de monedas. Al ser elegidos de forma aleatoria, se les designa una tarea, pueden validar transacciones y crear nuevos bloques dentro de la red. De esta manera, los elegidos pueden obtener recompensas monetarias e incentivos por el trabajo realizado.

Es importante tener en cuenta que, bajo este modelo de PoS, los participantes que tengan más reservas, tienen a su vez más oportunidades de ser elegidos por el sistema aleatorio. Por lo tanto, este algoritmo busca incentivar a los nodos para que en todo momento cuenten con cierta cantidad de criptoactivos.

A diferencia de PoW, PoS es mucho más rápido en el procesamiento de transacciones, y más amigable con el medio ambiente, ya que no es necesario adquirir equipos informáticos especiales para participar en la red, reduciendo el valor de las tarifas.

Sin embargo, este protocolo genera inquietudes alrededor del riesgo latente de centralización, pues algunas partes podrían controlar la red. Pese a que PoS es cada vez más popular, y a que gracias a la participación de nodos que operan a través de criptomonedas bloqueadas, los mineros dejan de ser necesarios, esto no significa que todas las blockchain que usan el PoS sean descentralizadas.

(*) La autora es periodista. Escribe sobre tecnología y criptoeconomía en medios de Colombia, España y Chile. Desarrolló su propio proyecto de contenidos tecnológicos y es colaboradora del sitio especializado BeInCrypto, aliado de A24.com Crypto.

Se habló de
s