El rumbo de la economía

Nuevo cepo al dólar: el mapa de "rulos" tras los nuevos controles del gobierno

Anunciaron más medidas restrictivas sobre los dólares financieros y las importaciones. Quiénes pueden acceder a las divisas y cómo se hacen las diferencias.
Guillermo Laborda
por Guillermo Laborda |
Nuevo cepo al dólar: el mapa de rulos tras los nuevos controles del gobierno

¿Serán las últimas medidas del gobierno? Claramente no, dado que no hay indicios de corto plazo para que ceda la demanda de dólares en todas sus vertientes, ya sea en el mercado oficial, en la Bolsa o en el denominado “blue”.

Los "rulos" que se generan tras más controles al dólar

Así el mercado cambiario en Argentina se está convirtiendo en una maraña de controles, con precios diferentes y que generan diferentes “rulos” para los que puedan comprar las vertientes con valores más bajos y venderlos en las de mayor precio. Así quedó armado, tras las restricciones de ayer, el mapa de arbitrajes o “rulos”:

1) Dólar oficial: acceden básicamente importadores de bienes y servicios. Como sucede siempre en épocas de controles, existen sobrefacturación de importaciones para hacerse de divisas al cambio más barato existente en la plaza, a 99 pesos. Se hacen pagos a empresas vinculadas en el exterior o directamente hay un acuerdo con proveedores.

2) Dólar MEP: Es el que se opera en la Bolsa mediante la compra de un bono contra pesos y la venta simultánea de ese bono contra dólares. Los dólares obtenidos de esta manera se acreditan en cuentas bancarias en la plaza local. Ayer se operó en torno a los 176 dólares. La alternativa en este caso es vender esos dólares en el SENEBI (Segmento de Negociación Bilateral), una suerte de plaza “paralela” dentro de la Bolsa que escapa a los controles oficiales. El dólar en el SENEBI se opera por encima de los $192 pesos.

3) Dólar “contado con liqui”: la operatoria es similar a la del dólar MEP sólo que los dólares se acreditan en cuentas en el exterior. Las diferencias se logran también contra el dólar SENEBI.

4) Mezcla de colores: hay quienes aprovechan una alta diferencia, cuando existe y es mayor a 10 pesos, entre el dólar MEP y el “blue”. Eso permite comprar el primero y vender en el informal. La diferencia con los precios de ayer, incluyendo los costos y comisiones en la Bolsa, es muy reducida lo que no permite generar ganancias. El problema principal es que la compra es una operación legal pero la venta en el “blue” no lo es por lo que luego no hay justificaciones contables a la misma. De ahí su nombre de “mezclar colores” con una operación en blanco y otra en negro.

Con las medidas que rigen desde hoy, se limita en tiempo y en monto el acceso al dólar MEP y “contado con liqui”.

Habrá que ver cómo operan igualmente las diferentes vertientes y si se producen brechas que incentiven a los amantes de los “rulos”. Lo que está claro es que son las distintas regulaciones las que generan la posibilidad de esos arbitrajes con la expectativa además de que los precios vayan hacia arriba en todas las alternativas existentes hoy para acceder a la tan ansiada moneda norteamericana.

Se habló de
s