icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
FÚTBOL

Agazapado: así juega el rival de River en la final de la Copa Argentina

Agazapado: así juega el rival de River en la final de la Copa Argentina
Central Cordoba

En Mendoza jugará el partido más importante de su vida. Y seguramente no abandone su estilo ante el equipo de Marcelo Gallardo. Agrupado en su campo, con gran despliegue físico y jugadores pícaros en tres cuartos: de esa manera buscará Central Córdoba su lugar en la historia.

En el arco aparece, quizás, el jugador más conocido para el publico en general, el “Ruso” Diego Rodriguez. El arquero campeón de la Copa Sudamericana con Independiente en 2017 ya participó de una final de Copa Argentina ante River, estuvo en el banco de Rosario Central en 2016 (fue 4 a 3 para el equipo de Gallardo).

En el lateral derecho hay experiencia: Ismael Quilez ascendió a primera con Aldosivi hace un año y jugó en primera con Colón, Quilmes y Racing. Puede ser lateral o jugar delante de Cristian Diaz (surgió en Newell’s y formó parte del plantel campeón del “Tata” Martino en 2013) y así formar un “doble 4” para frenar a Casco y De La Cruz. Esa variante táctica la utilizó Gustavo Coleoni en la goleada ante San Lorenzo de visitante.

El paraguayo Vera Oviedo, Oscar Salomon y Matías Nanni rotan en la zaga central. Mostraron algunos problemas para salir jugando en lo que va del torneo y tendrán que estar atentos para contrarrestar la presión de los delanteros de River. Jonathan Bay es el lateral izquierdo y es protagonista en ofensiva cuando el equipo logra instalarse en campo rival.

El Ferroviario suele pararse 4 1 4 1 o 4 2 3 1 con Cristian Vega como cinco de contención (cuando le ganan la espalda su equipo sufre). El capitán juega siempre y pocas veces aparece por delante de la línea de los otros mediocampistas. Tiene buen remate de media distancia y lo demostró en la semifinal ante Lanús con un derechazo que significó el 1-0 definitivo. Marcelo Melli y Juan Galeano lo acompañan en la contención. El campeón de la Copa Argentina con Boca es clave para romper líneas rivales llegando desde atrás (así hizo un gol frente a San Lorenzo) y estar atento a la segunda jugada cuando la defensa santiagueña carga el juego por arriba en busca de los delanteros.

El equipo que esta jugando su primera temporada en la máxima categoría se despliega hasta tres cuartos pero presiona cuando el rival llega a mitad de cancha. Busca cerrar las bandas, obligar al oponente a jugar por dentro y comprimir espacios para robar en la zona central. Frente a River no será la excepción y buscará contragolpear (en solo dos partidos de los dieciséis que van de Superliga, Patronato y Godoy Cruz, logró ganar la posesión) .

Una vez recuperada la pelota, intenta rápido sacar el juego de la zona más poblada y luego buscar las porciones libres del campo. Para esta acción hay un jugador clave: Lisandro Alzugaray. Zurdo, habilidoso, tiene gol e inteligencia para ocupar los espacios (atención si Casco se cierra para sumarse al mediocampo y deja vacío el lateral izquierdo). Su visión de juego busca permanentemente las diagonales de Jonathan Herrera.

Gervasio Nuñez es el distinto. Mediapunta, enganche o segundo delantero. Marca el ritmo del equipo en ofensiva. Demora o acelera la jugada según sea necesario el Yacaré. Su domino del balón y precisión en los envíos favorecen las transiciones rápidas de Central Córdoba. Se vislumbra un duelo con Enzo Perez, a los costados del mendocino y a las espaldas de los laterales millonarios buscará hacer daño el equipo de Coleoni.

El delantero titular es Jonatan Herrera. Y también es el hombre récord: es el único jugador de la historia del fútbol argentino en ser el máximo goleador en Primera B, Primera C y Primera D, siempre con la camiseta de Deportivo Riestra y en la B Nacional con el mismo equipo y con Ferro. Su principal arma es la movilidad, la búsqueda de los huecos entre centrales lo hace caminar siempre al borde del off side.

Analizando los últimos partidos, River llega sin frescura en la zona de definición. Ahí donde hay que cambiar el ritmo y arriesgar la pelota mostró dudas, aunque, claro está, le sobran recursos para enfrentar la final. Quizás sean pocas las oportunidades que tenga Central Cordoba de hacerle daño, pero ahí estará esperando su chance…agazapado.

por Santiago Cantenys
SUBIR

Show

NWS

Poder