sin vueltas

Alertan sobre nuevas variantes de la cepa británica que podrían ser más resistentes a las vacunas

por Roberto Maidana | 04 de febrero de 2021 - 08:43
Alertan sobre nuevas variantes de la cepa británica que podrían ser más resistentes a las vacunas

Las autoridades sanitarias británicas lanzaron una señal de advertencia: la cepa "británica" del Covid-19 está registrando nuevas variaciones. En total, ya registraron 11 cambios solo en el Reino Unido. La más complicada de estas mutaciones es la denominada E484K. Para una adecuación más fácil se la llama "Erik". Es la misma encontrada en la mutación sudafricana.

Hasta el momento, solo estaba presente en las variación sudafricana. Su mayor resistencia quedó documentada cuando los laboratorios advirtieron que, ante esta mutación, las vacunas elaboradas con el ARN mensajero bajaban su respuesta inmunológica hasta el 60%.

 Embed      
Un estudio que muestra las nuevas variantes encontradas (Foto: Public Health England).
Un estudio que muestra las nuevas variantes encontradas (Foto: Public Health England).

Esta variante apareció ahora también en el Reino Unido. La preocupación es que, justamente, su resistencia a las vacunas es mayor al virus original.

Los científicos estiman que el 10% de los casos más recientes de contagios en Gran Bretaña ya son responsabilidad del E484K.

El gran temor ahora es que la nueva variante británica con el añadido de "Erik" sea todavía más transmisible que el original o la primera mutación. Esto puede traer mayores contagios y, por una cuestión casuística, también más muertes.

Las vacunas siguen siendo eficaces

La noticia tranquilizadora es que, hasta el momento, ningún cambio en el Covid-19 neutraliza la acción de las vacunas en circulación.

 Embed      
Las vacunas, siguen siendo eficaces ante las mutaciones (Foto: AP).
Las vacunas, siguen siendo eficaces ante las mutaciones (Foto: AP).

Parecen ser menos eficaces a la hora de frenar las infecciones por virus con la mutación "Erik", pero siguen ofreciendo una altísima protección frente a la enfermedad.

Los científicos aseguran que estas nuevas derivaciones detectadas en el coronavirus pueden ser diferentes a nivel individual, pero el efecto a nivel poblacional puede continuar siendo satisfactorio.

Reducción de la transmisión al máximo

Mientras avanza a ritmo dispar la vacunación planetaria, con preeminencia en los países del primer mundo, queda clara la única estrategia válida para contener la propagación del virus.

La solución al problema es muy conocida: vacunar cuanto antes a todo el mundo y, hasta entonces, protegerse con mascarillas, distancia física, higiene de manos y buena ventilación.

Cuanto más se logre acotar la circulación del virus, menos oportunidades tendrá de mutar hacia variantes que desafíen la eficacia de las vacunas.