Iglesia

En su primera misa del año, el papa Francisco pidió "proteger a las mujeres" y dio un mensaje contra la violencia de género

En la Basílica de San Pedro el sumo pontífice consideró que "herir a una mujer es ultrajar a Dios"
En su primera misa del año

En su primera misa del año, el papa Francisco llamó a "proteger a las mujeres" y dio un mensaje contra la violencia de género.

En la primera misa del año en el Vaticano, el papa Francisco llamó a "proteger a las mujeres" y dijo que la violencia contra ellas "es ultrajar a Dios". "Mientras las madres dan la vida y las mujeres conservan el mundo, trabajemos todos para promover a las madres y proteger a las mujeres", pidió.

En la Basílica de San Pedro, durante la Misa de la solemnidad de María Santísima Madre de Dios, el sumo pontífice opinó: "Cuánta violencia hay contra las mujeres. Basta". "Herir a una mujer es ultrajar a Dios, que tomó la humanidad de una mujer, no de un ángel, no directamente", reflexionó.

El papa Francisco contra la violencia de género

Este sábado, el Papa centró su homilía en la "meditación" que -según la tradición católica- tuvo María, indicada como madre de Jesús. "Esta mirada inclusiva, que supera las tensiones conservando y meditando en el corazón, es la mirada de las madres. Es la mirada con la que muchas madres abrazan las situaciones de los hijos", sostuvo el Papa.

"Vienen a la mente los rostros de las madres que asisten al hijo enfermo o en dificultad. Cuánto amor hay en sus ojos, que, mientras lloran, saben comunicar motivos para seguir esperando", insistió. "Su mirada es una mirada consciente, que no se hace ilusiones y, sin embargo, más allá del sufrimiento y de los problemas, ofrece una perspectiva más amplia, la del cuidado, la del amor que renueva la esperanza", agregó.

Según el Papa, las madres "saben superar obstáculos y conflictos, saben infundir paz. Así, logran transformar las adversidades en oportunidades para renacer y crecer. Lo hacen porque saben conservar, saben mantener unidos los hilos de la vida". En tanto, puntualizó: "La Iglesia es madre, la Iglesia es mujer".

s