Segunda ola

Acuña sobre Alberto Fernández: "Le resultó un costo menor cerrar las escuelas que tener discusiones con los sindicatos"

La ministra de Educación porteña consideró que el Presidente se "asustó con los datos generales".
19 de abril de 2021 - 21:10
La ministra de Educación porteña

La ministra de Educación porteña, Soledad Acuña, defendió la presencialidad.

Con la Justicia que analiza la presencialidad en las escuelas porteñas y luego de que un fallo dispusiera que el Ejecutivo local no debe pasar las faltas y debe garantizar la educación virtual, la ministra de educación, Soledad Acuña, defendió las clases presenciales y aseguró que "en este último mes, solo suspendimos el 2% de las burbujas". Respecto al presidente Alberto Fernández, opinó que se "asustó" y que prefirió "cerrar las escuelas que tener discusiones con los sindicatos".

"Las clases a partir de hoy ya fueron definidas como presenciales, todas las escuelas abrieron y casi el 60% pudieron hacer una oferta presencial y a partir de mañana el 100% tienen que hacerlo de manera presencial", dijo Acuña en diálogo con Luis Novaresio.

En ese sentido, al ser consultada por el fallo de un juez en lo Contencioso Administrativo de la Ciudad de Buenos Aires que le ordenó al gobierno porteño que no le debe computar las faltas, ni le debe quitar las vacantes aquellos alumnos cuyos padres decidan no enviar al colegio a sus hijos por la situación sanitaria, al igual que "adoptar las medidas necesarias a fin de garantizar la escolaridad virtual" para estos alumnos, Acuña explicó: "Es un fallo en primera instancia, nosotros estamos cumpliendo un fallo de la Cámara en segunda instancia".

"No podemos hacer una educación a la carta porque los que están en el medio son los chicos y tienen la angustia de no tener rutinas y no poder prever", resaltó la ministra al referirse a los fallos judiciales y agregó: "Nosotros tenemos una figura que esta prevista para los chicos de riesgo o que la familia convive con alguien de riesgo. Se pueden exceptuar y esos chicos tienen un acompañamiento y una continuidad pedagógica garantizada. Ahora, si cada familia va eligiendo cual es la modalidad que le gusta, para una sistema educativo es muy difícil".

Al explicar las implicancias de la decisión judicial que habilitó las clases presenciales, Acuña afirmó: "El fallo de Cámara habilitó al jefe de gobierno a tener competencia en materia educativa y vuelve la autonomía para decidir en materia de política educativa. El jefe de Gobierno decide volver a la presencialidad porque tenemos la evidencia que nos permite tomar esta decisión en este momento. En otro momento, tenemos provisto que, quizá, tengamos reducir la presencialidad; pero hoy lo necesario es la presencialidad"

En cuanto a las escuelas que decidan no brindar clases presenciales, la funcionaria porteña solicitó que se notifique al Gobierno "no para multar, quitar subsidios o sancionar. Vamos ir a dialogar y explicar las razones por las cuales hoy es necesaria la presencialidad". En ese tono, la ministra aseguró que de las "45.046 burbujas que funcionan todos los días, en este último mes solo suspendimos el 2%", por lo cual aseveró: "La escuela es un espacio seguro".

Embed

"En último mes, de las 750 mil personas que trabajan en la educación menos del 1% dieron Covid-19 positivo (0,89). De esas personas que se contagiaron que hacemos un seguimiento, llama del Ministerio de Salud se hace la encuesta de acompañamiento, pero de esos contagios al interior de cada burbuja se reproduce en un 0.012%. Entonces, la escuela con protocolo es un lugar seguro", afirmó Acuña y destacó que "en la Ciudad la curva de contagios salta en los 16 años".

Por otro lado, al ser consultada sobre la relación con Nicolás Trotta, la funcionaria porteña aseguró que aún no se pudo comunicar y evaluó que "la principio le debe haber sido difícil acomodarse. Habrá tenido que, primero, entender cuestiones propias de su espacio y gobierno" y aseguró que, más allá de la disidencia, se encuentran a la espera de les "confirme una audiencia, porque hay muchas cosas que tenemos que seguir consensuando"

Mientras que al evaluar la decisión de Alberto Fernández, Acuña afirmó: "Para mi se asustó con los datos generales y, a veces, tomar decisiones es difícil cuando tenés que interactuar con muchos sectores. Me parece que le resultaba un costo menor cerrar las escuelas que tener discusiones con otros actores de la política, como pueden ser los sindicatos, o actores de la economía. Entonces, como hicimos el año pasado cerramos las escuelas, pero los que se quejaron fueron los chicos y las familias que, aunque estuviesen en contra, veían la necesidad de sus hijos y dijeron basta" y aseveró: "Esta vez el costo resultó más alto de lo que preveían".

"Miramos y tomamos decisiones por la unidad geográfica que es la Ciudad, pero el Presidente tomó decisiones creando una unidad geográfica nueva que no tiene justificativo funcional que es AMBA. Compara la situación de la Ciudad y el conurbano, en términos educativos, hay muchas diferencias y hasta el miércoles teníamos un acuerdo con el ministro de educación, la ministra de salud y los ministros de las provincias", concluyó la ministra.

Embed

Lo Último de Show