Casa Rosada

El Gobierno analiza con la UIA cómo salir del círculo vicioso de la inflación y pide apoyo para la renta inesperada

Contrareloj, Alberto Fernández pide apoyo de los empresarios bajen los precios de alimentos y aporten a la gobernabilidad.
Stella Gárnica
por Stella Gárnica |
Alberto Fernández se reúne con la UIA para analizar medidas contra la inflación. ¿Qué les pide el Gobierno a los empresarios? Foto: Archivo

Alberto Fernández se reúne con la UIA para analizar medidas contra la inflación. ¿Qué les pide el Gobierno a los empresarios? Foto: Archivo

Contrareloj, el presidente Alberto Fernández se mete de lleno en la guerra contra la inflación y pide apoyo de la UIA para que los empresarios bajen los precios de los alimentos y que la inflación deje de comerse los aumentos salariales en una carrera que amenaza con avanzar hacia una híperinflación. También pide apoyo del sector empresario al impuesto a la renta inesperada.

Dos días después de la protesta de productores agropecuarios contra la creación y el aumento de impuestos, el presidente Alberto Fernández busca ahora apoyos de otros sectores de la producción al plan del gobierno para salir del círculo vicioso de la inflación. Este lunes la ronda de encuentros empieza con los empresarios de la UIA y podría sumarse entre otros funcionarios, el ministro de Economía, Martín Guzmán.

¿Qué trajo Guzmán de la reunión con el FMI?

FMI-Guzmán-Kristalina.jpg
El acuerdo con el FMI será por dos años y medio

El acuerdo con el FMI será por dos años y medio

Según pudo saber a A24.com, la necesidad de conseguir que los empresarios bajen los precios es “El problema”, con mayúscula del que hablaron el ministro de Economía, Martín Guzmán con la titular del FMI, Cristalina Georgieva durante la reunión de primavera del organismo que tuvo lugar la semana pasada en Washington.

Ese será uno de los temas que le planteará el presidente Alberto Fernández a los directivos de la UIA en la nueva ronda de negociaciones que comienza este lunes con el Presidente en la Casa Rosada con el objetivo de que apoyen el nuevo impuesto a la "renta inesperada" para financiar políticas inclusivas. Sería -como siempre- por única vez

Fernández intentará convencer a los empresarios de que las proyecciones para la macroeconomía están bien en la primera mitad del año y que no habrá que cambiar las metas, tal como anticipó Guzmán tras las reuniones con el FMI, ante quienes quieran escucharlo.

El ministro de Economía podría sumarse a la reunión convocada para este lunes a las 16 por el presidente con la UIA. El encuentro se da en el marco de negociaciones con distintos sectores con los que el gobierno también busca apoyo para el proyecto de nuevo impuesto a la renta inesperada antes de enviarlo al Congreso.

El Gobierno tiene el apoyo de los gremios de la CGT y de movimientos sociales que organizan una manifestación a favor para el próximo 1° de mayo, pero de no frenar la escalada de precios, esos apoyos podrían diluirse.

El sábado, mientras sectores del campo protestaban con un tractorazo frente a la Casa Rosada para reclamar la baja de la presión impositiva a los productores y las exportaciones agropecuarias, Alberto Fernández se mostraba en un acto del Movimiento Evita junto a medio millar de militantes de organizaciones sociales, ante quienes ratificó la intención del Gobierno de avanzar con el impuesto a la renta inesperada.

Alberto Fernández participó el sábado de un congreso del Movimiento EVita, junto a disigentes sociales y funcionarios como Emilio Pérsico..jfif

El Gobierno sigue apostando a las paritarias libres, y escuchará los reclamos que le llevan los empresarios privados relacionados a la fuerte presión impositiva, la falta de dólares para la importación de insumos que está poniendo en peligro de abastecimiento a vastos sectores de la industria local,

Por eso, pedirá que bajen los precios al no poder convencer a los empresarios que copien la decisión del Estado nacional y del Congreso de otorgar un bono extra a los empleados privados.

Por ahora no hablan en Casa Rosada de nuevas medidas contra la inflación y se limitan a señalar que “si las paritarias marchan bien, con aumentos de entre el 50 y el 60%, en línea con la inflación, el mayor problema hoy es bajar si o si los precios, en especial, de los alimentos.

s