Peronismo vs. peronismo

La CGT busca evitar cortocircuitos con el Gobierno por el reclamo de los gremios para reabrir paritarias

Los sindicatos activaron sus demandas y la CGT hace equilibrio con sus bases.
Nicolás Poggi
por Nicolás Poggi |
La CGT

La CGT, con Guzmán y Moroni. (Foto: archivo)

Con una pauta inflacionaria del 50,9% en 2021, según las cifras del Indec, y un promedio de aumentos salariales en torno al 45% por el mismo período, algunos gremios -incluso de los aliados al kirchnerismo como La Bancaria- buscan que el Ministerio de Trabajo homologue la reapertura de la discusión con las empresas.

Como consecuencia, la CGT pone en juego el equilibrio que mantiene entre sus bases y la Casa Rosada al tener que salir a contener esa demanda. Consultada por A24.com, desde la conducción de la central se negaron a hacer declaraciones al respecto, lo que deja en claro que el tema está generando tensión hacia el interior de la organización.

Los primeros reclamos

Sergio Palazzo, titular de La Bancaria (Foto: archivo).
Sergio Palazzo, titular de La Bancaria. (Foto: archivo)

Sergio Palazzo, titular de La Bancaria. (Foto: archivo)

El puntapié inicial lo dio Sergio Palazzo, de La Bancaria, a su vez diputado del Frente de Todos. El legislador le envió una carta al ministro de Trabajo, Claudio Moroni, para pedir que se pusiera en marcha la paritaria del sector, que venció en diciembre.

“Solicitamos una audiencia a tal efecto con la urgencia que la situación amerita donde deberán comparecer, además de nuestra organización, las cámaras empresarias”, había expresado Palazzo en la misiva enviada a Moroni. El Gobierno atendió el reclamo y concretó la reunión con las cámaras empresarias este martes. La discusión sigue el 3 de febrero.

https://twitter.com/SergioOPalazzo/status/1486107200158195715

La Bancaria había cerrado en 2021 un acuerdo paritario del 51%, un punto más que la inflación anual, que fue del 50%.

Se trata de cifras que demuestran la incapacidad del Gobierno para tomar dimensión de los alcances del alza de precios: en el Presupuesto que el Poder Ejecutivo envió al Congreso, y que no fue aprobado, el Ministerio de Economía había proyectado una inflación anual del 33%.

En esas aguas navega la CGT, que tarde o temprano avizorará cómo la mayoría de los gremios que tienen paritarias cerradas pujará por reabrir las negociaciones cueste lo que cueste.

Moroni intentó llevar calma en los últimos días: “Economía está rearmando el Presupuesto, que va a tener una pauta inflacionaria, y vamos a intentar que los convenios crezcan sobre esa pauta inflacionaria. Y si no lo hacen, reabriremos las paritarias”, dijo. ¿Tema solucionado?

La discusión en la CGT

Marcha CGT (1).jpg

El sindicalista Sergio Sasia, jefe de la Unión Ferroviaria, descartó que haya tensión en la central por el reclamo de algunos gremios. “Cuando se hizo la unidad quedó claro que los sindicatos tenemos autonomía para llevar adelante la negociación paritaria como entendemos que hay que llevarla adelante”, le dijo el ferroviario a A24.com.

Por lo tanto, aclaró, “todos los sindicatos que están pidiendo apertura tienen el respeto de la central y son autónomos”.

La “unidad” fue el triunvirato cegetista al que el sindicalismo le dio forma en noviembre pasado, pocos días antes de las elecciones legislativas, y donde se sientan a la mesa de conducción Héctor Daer (Sanidad), Carlos Acuña (estaciones de servicio) y Pablo Moyano (Camioneros).

Sasia, que el año pasado cerró una paritaria del 52%, advirtió incluso que si algún gremialista de la central “se siente tocado” por los reclamos, es su “problema”.

Más voces de sindicalistas

Antonio Caló.png
Antonio Caló, secretario general de la UOM. (Foto: archivo)

Antonio Caló, secretario general de la UOM. (Foto: archivo)

Otro que habló fue Antonio Caló, ex secretario general de la CGT en tiempos del kirchnerismo y jefe de la UOM. “Basta de Precios Cuidados. Hay que resolver el problema de fondo y ponerlo arriba de la mesa para corregir la inflación entre todos”, advirtió, en un claro mensaje al Gobierno.

El dirigente metalúrgico, que tiene un acuerdo salarial vigente del 50,2% hasta abril, señaló en declaraciones a Radio con Vos que “siendo optimista” los trabajadores podrán terminar el 2022 “empatados con la inflación”. “Si no se corrige la inflación no va a arreglarse nunca”, insistió.

También le dejó un mensaje a sus colegas de la CGT. “Creo que este año nos vamos a juntar a ver cómo acompañamos al Gobierno en la lucha contra los formadores de precios”, dijo, aunque aclaró que son los gremios los que “a fin de cuentas tienen que hacer fuerza para conseguir el aumento”.

Por otro lado, el sindicalista sumó más interrogantes sobre la posibilidad de que la central se sume a la marcha contra la Corte Suprema del 1° de febrero, a la que ya confirmaron su asistencia los Moyano y la CTA, entre otros aliados del oficialismo. “Todavía no discutimos si vamos a participar”, le dijo a El Destape Radio por toda respuesta.

La relación con el Gobierno

ALBERTO CGT.jpeg

La duda que circula en el mundo sindical, al menos en el que integra el Frente de Todos, es si este es el momento oportuno para tensionar con el Estado y las empresas, justo cuando el Gobierno busca encontrarle una salida a la encerrona con el FMI.

“Son cosas paralelas”, explicó ante este portal un integrante de la CGT. “Nosotros acompañamos al Gobierno y entendemos que lo más importante que puede pasar ese año es que se haga un buen acuerdo con el Fondo, aunque no a costa de los salarios ni de los trabajadores”.

El mismo dirigente dijo “no ver” que haya tensión con algún sector del Poder Ejecutivo y aseveró que tampoco tuvieron ninguna llamada al respecto por parte del Ministerio de Trabajo.

“No todos los gremios están en la misma situación. Hay sindicatos que quedaron retrasados y, lógicamente, acompañamos esa postura”, cerró el cegetista, que apuesta a que, este año, los salarios empaten con la inflación.

Se habló de
s