icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
AGRO

El Gobierno cambia de estrategia pero no abandona la pelea por Vicentin

El Gobierno cambia de estrategia pero no abandona la pelea por Vicentin
El Gobierno dio marcha atrás con el DNU que ordenaba la intervención de Vicentin.

Lejos de renunciar al combate por el control de Vicentin, el Gobierno decidió hoy cambiar de estrategia para lograr el objetivo. El primer paso, fue dar marcha atrás con el DNU que ordenaba la intervención de la firma, para pasar a pelear desde adentro del concurso de acreedores.

Por su parte, Santa Fe tomó el camino del medio. Ante la consulta sobre si el gobierno de Perotti retiraría su propio pedido de intervención, fuentes oficiales respondieron que "el juez debe resolver" si la acepta o no.

Sin embargo, ante la repregunta de si no retirarían la solicitud, la respuesta fue: "ya lo hicimos ayer, retirándonos de la mediación. Al juez le queda resolver el pedido nuestro".

En criollo, las autoridades santafesinas entienden que el momento de negociar terminó y que ahora es tiempo de que la justicia tome decisiones.

Mientras tanto, avanza la investigación paralela por el destino de los fondos del préstamo del Banco Nación a la cerealera. En esta última causa, hoy se realizó un requerimiento de información en la Casa Central de Vicentin, en Avellaneda, Santa Fe.

En cuanto al futuro de Vicentin, fuentes oficiales nacionales reiteraron a A24 Agro que “la intención del Gobierno sigue siendo salvar a la compañía” y que todavía queda como herramienta “pelear por dentro del concurso de acreedores”.

En ese sentido, insisten con que para lograr recuperar la empresa “la única forma es que el Directorio de un paso al costado”.

Para que Vicentin pueda funcionar a pleno se necesitan conseguir 10 millones de toneladas de granos al año (el 20% de la cosecha de soja argentina) por lo que “nadie va a financiar ni va a entregar un camión de soja a Nardeli y compañía después de lo que pasó y de cómo se vienen manejando en el concurso”, explicaron.

Entre otros desmanejos, desde el Gobierno apuntan a la falta de presentación de los balances del año 2019, año en que, a pesar de haber facturado unos USD 4.200 millones, terminó el año declarándose en cesación de pagos.

Por eso, ahora la idea es presionar desde adentro del concurso, junto a otros acreedores grandes para que el Juez defina “la remoción del Directorio” ante la falta de colaboración de los dueños actuales.

Finalmente, allegados a Vicentin celebraron la decisión del Poder Ejecutivo. "Fue un tiro para el lado de la democracia", sostuvieron. Y adelantaron que "continuarán buscando una salida en el marco del concurso de acreedores" para que la empresa "logre recuperarse".

Además, confiaron que "mantendrán la idea de constituir un fideicomiso que absorba deudas y capitalice la operatoria".

por Marcos Lopez Arriazu
SUBIR

Poder