AGROINDUSTRIA

Las empresas de biocombustibles temen que haya precios congelados para las naftas y que se afecte la rentabilidad del sector

Si bien ven positivo que no se reduzca el corte con etanol de maíz, el decreto 717/2021 fija el valor del litro del biocombustible de acuerdo al surtidor de YPF. Temor ante un eventual congelamiento.
La industria de los biocombustibles

La industria de los biocombustibles, atenta a los movimientos del Gobierno en materia de precios. 

Tras la publicación del Decreto 717/2021 que elimina por 180 días la posibilidad prevista en la Ley de Biocombustibles de reducir el corte obligatorio de las naftas con etanol del maíz, los empresarios del sector plantearon una nueva preocupación. Pese a que en líneas generales rescataron la disposición, la metodología elegida abrió una nueva inquietud en la agroindustria: ¿Qué pasaría si los combustibles también reciben una medida de precios congelados? En los próximos 180 días el corte mínimo estará regido por el valor final del litro en el surtidor, y un eventual cepo tarifario abriría la discusión por la rentabilidad.

“Si se da que haya precios congelados en este rubro, estaríamos nuevamente discutiendo los márgenes de rentabilidad en el sector”, alertó el director de ACA-BÍO, Víctor Accastello, ante la consulta de A24.com Agro. Se trata de una de las plantas de mayor volumen del sector maicero que procesa el cereal y lo destina a los cortes de las naftas con bioetanol, en una zona maicera por excelencia: Villa María, en Córdoba.

El empresario, dio su mirada sobre la norma que se conoció en las primeras horas de este martes. “Es un decreto que no es reglamentario, sino que refrenda las disposiciones de la resolución 852 del pasado mes de septiembre. Al ratificar un solo precio, que se mantendrá hasta los inicios del año que viene, podríamos caer nuevamente en discusiones por las que ya transitamos”, graficó Accastello.

En línea con lo expresado, el titular de CIARA-CEC, la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina y el Centro Exportador de Cereales, Gustavo Idígoras, sostuvo ante este medio que “el decreto es parte de un proceso muy negativo destrucción de los biocombustibles en Argentina”.

“Ante este nuevo escenario, los argumentos que se venían dando por parte del Gobierno están perdiendo rigor y credibilidad. Te daban argumentos de que el bioetanol o el biodiésel eran más caros, pero ya estamos teniendo precios del petróleo que con lo cual el del biodiésel, o el de soja, puede ser muy competitivo. Pierde sentido en un escenario de precios de un barril más”, remarcó.

“Y sin embargo el Gobierno insiste con esto. Claramente es una batalla con un Gobierno que no promueve un uso de energías renovables. Nuestra visión es muy negativa”, se lamentó.

Feletti.jpeg
Feletti es la cara más visible del Gobierno en la disputa por el congelamiento de precios.

Feletti es la cara más visible del Gobierno en la disputa por el congelamiento de precios.

No hace falta trasladarse demasiado en el tiempo para ubicarse en un escenario de precios congelados que impacten directamente en el agro: por estos días el Secretario de Comercio de la Nación, Roberto Feletti, encabezó una tensa negociación con las industrias alimenticias que terminó con la publicación de un listado de casi 1.500 productos a precios congelados hasta el 7 de enero.

Por eso, Alberto Morelli, presidente de la Asociación del Maíz y el Sorgo de la República Argentina (Maizar), reconoció que si eso llega a extenderse en los combustibles al público, el sector retomaría discusiones por rentabilidad en materia de biocombustibles.

“La posibilidad está latente, si hay precios congelados en las naftas estaremos nuevamente en ese escenario”, opinó.

Y amplió: “la reglamentación tiene unas partes positivas que tienen que ver con equiparar el etanol de maíz con el de caña. De ese modo, siempre y cuando no haya un congelamiento, el precio al sector agrícola va a seguir los aumentos que tengan también las naftas, y por otro lado deja en suspenso la posibilidad de reducir al 3% el bioetanol”.

“Pero falta lo importante: necesitamos un marco de crecimiento, que era lo que veníamos trabajando con el diputado Omar Gutiérrez de Córdoba (Interbloque Federal), que no fue tratado”, se lamentó.

Morelli.jpg
Morelli alertó por un eventual congelamiento de precios en naftas, que impacte en la producción de biocombustibles.

Morelli alertó por un eventual congelamiento de precios en naftas, que impacte en la producción de biocombustibles.

La publicación del decreto

El Gobierno, a través del decreto 717/2021 publicado en el Boletín Oficial, dispuso esta semana que el maíz no reduzca sus cortes obligatorios para biocombustibles. Es una resolución que tiene validez al menos por 180 días.

“Los Precios del Bioetanol a base de caña de azúcar y de maíz serán los fijados por la Resolución N° 852 de fecha 3 de septiembre de 2021 de la SECRETARÍA DE ENERGÍA del MINISTERIO DE ECONOMÍA, los que serán actualizados conforme y proporcionalmente a la variación del precio de las naftas en surtidor, de conformidad con la metodología descripta en dicha norma. Mientras se aplique la metodología establecida en el párrafo anterior, se considerará que no se materializa el supuesto previsto en el artículo 12, inciso b) de la Ley N° 27.640”, sostiene el decreto.

Dicho articulado de la Ley 27.640 había sido el nudo de las discusiones en torno a la sanción de la Ley en julio, ya que facultaba al secretario de Energía a manejar a su criterio los porcentajes con los que la industria del agro debía abastecer a la petrolera. Y dejaba también a su criterio la posibilidad de reducir hasta un 3% el corte obligatorio, situación que no se legisló para con los biocombustibles provenientes de caña de azúcar.

Se trataba de un reclamo que tanto el sector público como el privado fundamentalmente de Córdoba, donde se concentra la mayor parte de la producción maicera, venían ejerciendo para con la Casa Rosada tras la sanción de la Ley 27.640, a mediados de julio. El propio Juan Schiaretti, gobernador de Córdoba, había sido duro con la Ley 27.640 y había pedido su "inmediata derogación".

Se habló de
s