En A24

El dramático testimonio de una de las víctimas de la secta de Villa Crespo: "Me destruyeron la vida"

Pablo Salúm fue víctima de la secta desbaratada en Villa Crespo y detalló en A24 cómo era el accionar de la organización delictiva.
El dramático testimonio de una de las víctimas de la secta de Villa Crespo

El dramático testimonio de una de las víctimas de la secta de Villa Crespo

Captura

Con un impresionante despliegue, la Policía Federal realizó este viernes más de 50 allanamientos en la Ciudad y en la Provincia de Buenos Aires en el marco de una investigación contra una organización criminal, considerada como una “secta” con su principal sede en el barrio de Villa Crespo.

De acuerdo con la información que se pudo reunir durante el proceso de investigación, este grupo, bajo la firma denominada BA GROUP, se dedicaría a captar personas para, en algunos casos, incorporarlos a la organización y reducirlos a una situación de servidumbre y, en otros casos, ofrecerles algunos de los tratamientos “médicos” que hacen en sus “clínicas”, con el propósito de obtener dinero, influencias y/o “coberturas” para sus líderes.

En diálogo con A24, uno de las víctimas de la secta brindó detalles de cómo operaba y además pidió por una ley que proteja a los ciudadanos contra estas bandas delictivas.

Qué dijo el sobreviviente de la secta

Pablo Salum, víctima y denunciante de esta organización criminal, dio su testimonio en el noticiero de A24 y detalló que "parte del accionar delictivo era quedarse con los bienes que provienen de la trata de personas". El referente antisecta, aseguró que conoce a "todos los detenidos" y recordó que él fue "el primero que denunció" todo el entramado.

"Juan Percovich y su hijo Marcelo Guerra, encargados de la organización, captaron a políticos, famosos, gente de los derechos humanos, con lo cual está probado en la causa anterior, intercambiaban favores sexuales con gente de la organización, entre ellas mi mamá y mi hermana", aseguró Salum.

Embed

Consultado por los daños que le generó haber estado en la secta, Salum fue contundente: "A mí me destruyeron la vida. Tenía una familia muy feliz, tenía mi mamá, mi padrastro, mis hermanos, un perrito, éramos muy unidos y de golpe me encontré que me separaron de mis hermanos, las tareas sexuales".

"Nadie quiere tener a sus seres queridos vulnerados", manifestó la víctima y recordó que cuando logró salir de la secta y los denunció pasó a "ser el enemigo". Asimismo, Salum reveló que en la actualidad su familia "son líderes de la organización".

Por último, Salum destacó el trabajo de quienes ayudan a desbaratar las redes de trata y consideró que deberían contar con mayor presupuesto.

s