Un caso conmovedor

La escalofriante historia del asesino serial más joven del mundo

Matar era parte de la rutina diaria de Amarjeet Sada. Con siete años cometió tres asesinatos en apenas doce meses. Siempre contó con la protección de su madre y su padre.
Amarjeet Sada

Amarjeet Sada, el asesino serial de tan solo 7 años. Un caso que conmueve al mundo. 

Es el asesino serial más joven del mundo, y aunque algunos datos sobre sus feroces crímenes todavía se mantienen bajo estricta reserva, la información que dieron a conocer quienes oyeron sus relatos no dejan de impactar y de estremecer. Es la historia de Amarjeet Seda, el chico que nació en India, en 1998, y que nunca pudo desarrollar una conciencia plena de todo el daño que cometió.

Su familia vivía en la extrema pobreza en la aldea de Mushahari, donde trabajaba su padre. El 30 de mayo de 2007 tenía ocho años cuando fue arrestado en su país. ¿Los motivos? Era acusado de haber matado a tres bebés, dos de ellos de su propia familia.

Asesino serial más joven del mundo.jpg
Amarjeet Sada es el asesino serial más joven del mundo

Amarjeet Sada es el asesino serial más joven del mundo

Asesinar era parte de su rutina diaria, algo que siempre estaba en su mente. Lo empezó a hacer un año antes de que fuera entregado a la policía local. Con siete años, su prontuario indicaba que ya había cometido tres asesinatos en apenas doce meses. Y un detalle espantoso: todas las víctimas fueron bebés, incluida su hermana de apenas ocho meses.

¿Cuál era su deseo de asesinar a bebés? ¿Por qué sus padres lo encubrieron? Pasaron 15 años y todavía hoy se busca la respuesta.

Amarjeet Seda y la protección de sus padres

El primer asesinato fue a su primo, después siguió con su hermana y por último fue contra un vecino, de seis meses. Ante la seguidilla de asesinatos, sus padres ocultaron la evidencia y decidieron protegerlo. La intención de su madre y su padre era que nadie supiera que Amarjeet Seda era el verdadero protagonista de los crímenes más atroces.

Amarjeet Seda 2.jpg
Sus padres se encargaron de ocultar la evidencia y lo protegieron

Sus padres se encargaron de ocultar la evidencia y lo protegieron

Sin embargo, a pesar de contar con esa protección, Amarjeet un día fue entregado a las autoridades para dar declaraciones. Y ahí los policías se encontraron con la mayor sorpresa: el chico no sintió miedo ni temor al narrar sus asesinatos. Él contaba con gusto todas las anécdotas, incluso cuando se quedaba sin palabras, levantaba su mano, pero lo hacía para pedir comida y hacer más placentera su estadía.

Después de comer galletas, el menor continuaba expresando sus atrocidades. Los policías nunca entendieron su sonrisa permanente, estaban impactados al ver su desparpajo y al oír respuestas tan honestas.

Al tratarse de un asesino menor de edad, los efectivos no podían tratarlo como un adulto. Sus actos solo tuvieron una sentencia de tres años en prisión.

Todos los asesinatos de Amarjeet Seda

El 2 de enero de 2007, la madre del pequeño Kushboo, de tan solo 6 meses de edad, se da cuenta de la desaparición de su hijo. Ella afirmaba que lo había dejado en la escuela y comenzó una búsqueda desesperada. Después de algunas investigaciones, las sospechas apuntaron a Amarjeet Sada.

Asesino serial 2.jpg
Se desconoce por completo su paradero

Se desconoce por completo su paradero

Al ser interrogado, la policía dijo que durante el interrogatorio, Amarjeet admitió haber matado al pequeño Kushboo tirándole un ladrillo y luego lo enterró con tierra y hojas antes de regresar a su casa. Los vecinos del pequeño homicida dijeron que siempre tuvieron un cuidado extremo cuando lo tenían cerca porque percibían sus instintos de matar.

En la ley de la India, un chico no puede ser sentenciado a muerte o enviado a la cárcel. Se lo traslada a un Instituto de menores donde lo cuidan hasta que cumpla los 18 años.

La vida de Amarjeet Sada es un misterio

En estos momento, Amarjeet Sada tendría casi 21 años, pero se desconoce por completo su paradero. Algunas afirman que cambió su identidad y que está viviendo una vida mucho más calma y serena en un ignoto país.

Asesino serial 1.jpg
“La agresión puede ser hereditaria y puede deberse a grandes trastornos químicos en el cerebro”, fueron las palabras de uno de los psicólogos que trabajó en la causa.

“La agresión puede ser hereditaria y puede deberse a grandes trastornos químicos en el cerebro”, fueron las palabras de uno de los psicólogos que trabajó en la causa.

En cambio, los médicos que siguieron todo el caso le atribuyeron sus crímenes a un problema de carácter, una patología psiquiátrica relacionada con que no podía diferenciar el bien del mal, además de tener una satisfacción emocional al ver sufrir a otro ser humano. El chico fue evaluado por profesionales y se encontró que padecía un “trastorno de conducta”. Un psicólogo que trabajó en el caso explicó: “La agresión puede ser hereditaria y puede deberse a grandes trastornos químicos en el cerebro”.

Así fue la vida de Amarjeet Sada, la persona que se convirtió en el asesino serial más joven del mundo y que nadie sabe dónde está.

s