Después de la fama

La cruda actualidad de Melisa Durán, la ex Gran Hermano

La ex hermanita recuerda su paso por el programa y cuenta cómo son sus días a 14 años de aquella incursión en los medios.
29 de mar de 2021 - 19:08
La cruda actualidad de Melisa Durán, la ex Gran Hermano

Melisa Duran tenía tan solo 22 años cuando en el 2007 ingresó a la Casa de Gran Hermano, edición que quedó para la historia por las altas mediciones que alcanzó el formato en la pantalla de Telefe. Sin embargo, su estadía como participante duró muy poco.

Por aquel entonces, y a pocas horas de haber ingresado al reality, la rubia se hizo popularmente conocida por ser la novia de Sergio Denis.

En diálogo con Paparazzi, Melisa relata su experiencia y su presente a 14 años de su irrupción en los medios, pero prefiere no nombrar al cantante ni ahondar en detalles y agregó: “tuve una postura que jamás quise que me vieran y mucho menos hacerlo quedar mal a él, que lo amaba tanto a pesar de todo”.

“Recuerdo que la psiquiatra que nos acompañaba en el programa se dio cuenta que mi intención no era engañarlo y me pregunto si él lo había hecho y yo le juré que no. Creí que la forma para salir rápido del programa era que mis compañeros me vean en una falta y resultó, porque la gente también lo creyó y fui expulsada”, confesó Duran.

“Necesitaba arreglar mi relación, pero ya era tarde, lamenté con el alma los sucesos desafortunados que se habían desencadenado antes, durante y después de mi participación en el programa”, lamenta la ex participante de Gran Hermano a la distancia tras el final de su romance con Sergio Denis.

image.png

“Pudimos hablar, a pesar que ya no había retorno, creyó en mí y perdonó mi arrebatada actitud y yo perdoné su engaño. Por un año mantuvimos contacto, hasta que fue necesario distanciarnos. Su accidente me dejó shockeada, lloré mucho su partida. Espero su familia haga justicia y no quede impune su muerte”, concluyó con el tema.

En cuanto a su presente, Melisa detalla, “fui armando mi camino, me rodee de buenas amistades y de mis seres queridos, estudié mucho y tengo planes de ser psicóloga infantil para acompañar de una manera más acertada a mi hijo que desde los 2 años le diagnosticaron condición del espectro autista”.

Feliz con su rol de madre y abocada a la crianza de su pequeño Santino, de 10 años, finalizó, “es mi sol y mi gurú en esta vida, no puedo pedir más. Amo ser su mamá. Tengo muchas ganas de ayudar con mi experiencia a familias que estén atravesando esta misma realidad que yo. Espero poder algún día hacerlo. No lo descarto”.

image.png