icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
ACTUALIDAD

Argentina enfrenta su peor fantasma pandémico: pocos testeos, aumento sin freno de casos y un verano en peligro

Argentina enfrenta su peor fantasma pandémico: pocos testeos, aumento sin freno de casos y un verano en peligro
La pandemia de coronavirus amenaza la temporada de vacaciones en los principales centros turísticos del país (Foto: internet)

El 2020 quedará en el inconsciente colectivo como “el año de la pandemia”, “el año del COVID-19”. Sin embargo, las estimaciones internacionales indican que el coronavirus será protagonista también en 2021. ¿Cómo estará Argentina en enero? ¿Cómo estaremos a nivel epidemiológico en plena temporada de verano? ¿Habrá un rebrote en el AMBA?

En tan solo un mes, la proyección de muertes por COVID-19 en Argentina para enero de 2021 sumó más de 13.000 fallecidos, es decir, pasó de 24.944 a 38.114 pérdidas humanas. Las cifras provienen del Institute for Health Metrics and Evaluation (IHME), centro independiente de investigación de la Universidad de Washington.

El IHME estima que para el 1 de febrero de 2021 en Argentina 38.812 personas habrán muerto por coronavirus (Gráfico: IHME)
El IHME estima que para el 1 de febrero de 2021 en Argentina 38.812 personas habrán muerto por coronavirus (Gráfico: IHME)

Según sus estimaciones, el pico de la curva de contagios sigue alejándose en el horizonte. Si bien el AMBA -Ciudad de Buenos Aires y el conurbano bonaerense- lograron superar la cúspide y adentrarse en un descenso con elevado número de casos diarios, en el resto del país la “mancha de aceite” que predijo el ministro de salud bonaerense, Daniel Gollan, está corriendo e infectando a más argentinos a su paso.

Ocho provincias concentran casi la mitad de todos los nuevos casos de coronavirus del país: Córdoba, Santa Fe, Mendoza, Tucumán, Río Negro, Salta, Neuquén y Chubut se erigen como los nuevos focos pandémicos. En los últimos días, AMBA registró el 30% de los casos diarios y el interior, el 70% restante. La balanza se inclinó y la pandemia amenaza ahora el sistema sanitario de las jurisdicciones que miraban con asombro lo que sucedía en Buenos Aires.

“En las provincias, lo que ocurra dependerá de la efectividad de las medidas que tomen. La menor población y densidad poblacional no definen que vayan a tener una versión menos severa que el AMBA. Deberán tomar todos los recaudos conocidos: testeo, higiene, distancia y máscaras”, indicó a A24.com el reconocido neurólogo Conrado Estol, uno de los principales defensores del testeo masivo y del uso de barbijos.

Argentina: récord mundial de positividad

La Organización Mundial de la Salud (OMS) y los especialistas sanitarios coinciden en que los testeos son una herramienta clave para identificar a los enfermos con COVID-19, aislarlos y cortar los contagios. Es más, recomiendan que el porcentaje de test positivos sobre el total que se realizan -índice de positividad- no supere el 10%. Caso contrario, significa que se están “escapando” personas contagiadas, esparcidores de la enfermedad.

Según datos oficiales recolectados por la organización Our World in Data, Argentina es actualmente el país con la tasa más alta de positividad en tests diarios a nivel mundial, con un 69% de pruebas positivas y un promedio de 13.052 contagios por día. En Chile es del 5,1% y en Estados Unidos, del 4,6%.

“El porcentaje de tests positivos ideal sobre el total es de 5%. Un 10% de positivos está en el límite. Más del 10%, como en nuestro caso, es clara indicación de un testeo insuficiente. Se debe testear en mucha mayor escala, por lo menos 100.000 pruebas diarias”, explicó Estol. Actualmente en Argentina se realizan alrededor de 25.000 al día.

¿Por qué hay más casos en la Argentina que en otros países?

Argentina se convirtió en el sexto país del mundo en tener más enfermos por COVID-19: sumó 917.035. Atrás quedó España; arriba figuran, de mayor a menor, Estados Unidos, India, Brasil, Rusia y Colombia.

Sin embargo, en nuestro país se reportaron 3.995,9 casos por millón de habitantes en las dos últimas semanas, mientras que en Estados Unidos se contabilizaron 1.982,32 y en Brasil 1.683,97 por cada millón. Lejos de amainar, los contagios en nuestro país están aumentando como consecuencia de la transmisión comunitaria en las provincias.

Gran parte del escudo contra la pandemia son los testeos y nunca se hicieron en la cantidad adecuada. Es lo mismo que pasa con otras enfermedades: si no le tomo la presión a una significativa proporción de la población, voy a identificar a unos pocos hipertensos y la gente seguirá muriendo de infarto cardíaco y accidente cerebrovascular”, punteó el neurólogo a A24.com.

Según el especialista, “la base para lograr un testeo en escala es que todos los laboratorios, centros médicos y académicos del país hagan PCR, no solo en la Capital o provincia de Buenos de Aires. Impresiona que el problema es de decisión o logística y no de recursos. En Chile se han hecho 160.000 testeos por millón de habitantes y en la Argentina 47.000 por millón”.

Para Estol, “estamos perdiendo una oportunidad única de aplicar una escala de testeo adecuado en las provincias para hacer lo que no se hizo en el AMBA y evitar el crecimiento de la pandemia en esas regiones”.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación esgrimieron a A24.com que “el testeo en sí mismo no resuelve el contagio, es una foto del día”. Y que el nivel de test no define el correcto manejo de la pandemia. Se manifestaron en contra de los testeos masivos sin “racionalidad” y argumentaron que el alto nivel de positividad “es importante enmarcado en una estrategia, nos da más positividad porque son casos que fuimos a buscar”.

Argentina tiene capacidad de testeo, tiene equipamiento, laboratorios especializados, efectores, tiene todo eso construido, pero eso no sirve de nada si uno no tiene una buena política de rastreo y no sale a buscar los casos. Hacer el testeo para sacarse una duda sólo contabiliza”, indicaron desde el círculo más próximo al ministro de Salud de la Nación, Ginés González García.

En pleno aislamiento, ¿por qué siguen aumentando tanto los casos?

El territorio nacional también registra otro récord mundial: el aislamiento obligatorio más largo, que lleva más de 213 días y seguirá vigente, por decreto presidencial, hasta el 25 de octubre. Pero, ¿fue efectiva la cuarentena?

“El aislamiento y cuarentena son efectivos usados en el momento y dosis correcta. No lo hicimos. Debería haber sido estricto, no más de 30% de la fuerza de trabajo activa, y por lo menos durante 5 a 7 semanas. Varios países son ejemplo de haberla usado efectivamente, tal es caso de Nueva Zelanda. Un aislamiento parcial, como el actual, no corta la circulación del virus”, explicó Conrado Estol.

El médico pediatra Carlos Kambourian se hizo eco de la misma opinión en declaraciones a la agencia Reuters. “¿Aislamiento hay? No, aislamiento no hay. ¿Testeos hay? No, no hay. ¿Más fortalecimiento de profesionales de la salud en el sistema de salud hay? No, no hay. Entonces, definitivamente las estrategias que hay para frenar una pandemia de estas características no se están aplicando”, señaló.

Mientras tanto, un representante de la Organización Mundial de la Salud (OMS) les pidió a los líderes del mundo que dejen de bloquear a las ciudadanías y las economías para frenar la proliferación de COVID-19 porque lo único que lograron fue aumentar la pobreza.

“Los encierros solo tienen una consecuencia que nunca debes menospreciar, y es hacer que la gente pobre sea muchísimo más pobre”, señaló el doctor David Nabarro, responsable de la OMS en Europa, a The Spectator. "En la OMS no abogamos por los encierros como el principal medio de control de este virus“, agregó.

¿Se podrá pensar en una temporada de verano?

Los municipios turísticos demandan la apertura económica: necesitan de la temporada para sobrevivir (Foto: archivo).
Los municipios turísticos demandan la apertura económica: necesitan de la temporada para sobrevivir (Foto: archivo).

A poco del lanzamiento del gobierno nacional del Plan Previaje para incentivar el turismo en toda la Argentina, con la devolución del 50% de los gastos, la ciudadanía aún duda si es posible pensar en las vacaciones, en abandonar el "seguro" encierro.

¿Aislamiento hay? No, no hay. ¿Testeos hay? No, no hay. Las estrategias que hay para frenar una pandemia no se están aplicando"

Se pueden flexibilizar actividades si se mantiene la distancia y usan máscaras el 90% de la población. Debe estar asociado a un testeo masivo que identifique a los contagiados para no exponer a las personas susceptibles. En la Argentina, el testeo fue siempre insuficiente, por lo que es difícil dar seguridad en el resto de medidas”, dijo Estol.

¿Es esperable un rebrote en enero?

"Tenemos la ventaja de estar advertidos de lo que pasó en Europa y tomar las medidas necesarias para limitar un rebrote", dijo Estol.

Los rebrotes en los países de Europa hacen temer una nueva escalada en la Ciudad y el conurbano, poniendo un velo a las expectativas veraniegas.

“En los países nórdicos y Alemania, los brotes fueron más limitados comparados con España, Francia y Reino Unido, donde el cuidado fue menor. Todo eso nos advierte que es probable que se replique aquí y, por lo tanto, tenemos la ‘ventaja’ de estar advertidos y tomar las medidas necesarias para limitar esos potenciales brotes al máximo", explicó Estol.

El exdirector del Hospital Garrahan, Carlos Kambourian, fue más duro en sus predicciones durante una entrevista en la señal de A24: “Les digo hoy. Vayamos pensando en la segunda ola de contagios para principios del año que viene, se los dice el ‘Doctor Muerte’. La ola de recontagios sería en el verano. ¿Se acuerdan cuando decíamos 'qué desastre Italia'? Tuvo 30 mil muertos, nos faltan 10 mil". Cifra, que según el instituto IHME, llegará en enero 2021.

por Jesica Mihelj
SUBIR

Poder

Ovación

Show