AGRO Y POLÍTICA

Sequía: en Santa Fe ya hay resiembra y se renueva el debate por la utilidad de la emergencia agropecuaria

El ministro de la Producción local Daniel Costamagna dio el panorama de la producción en las zonas más castigadas. La posibilidad de crear seguros agropecuarios.
La sequía le pegó duro a las zonas ganaderas del norte de Santa Fe.

La sequía le pegó duro a las zonas ganaderas del norte de Santa Fe.

El ministro de Producción, Ciencia y Tecnología de la provincia de Santa Fe, Daniel Costamagna, habló sobre el estado de los cultivos en la que fuera la primera de las provincias en declarar la emergencia agropecuaria a raíz de la sequía. “Algunas lluvias permitieron que algunos cultivos tengan una leve mejoría, como los maíces de segunda y soja de segunda. Pero el maíz de primera se ha perdido prácticamente en el centro norte de la provincia, se ha picado como material de forraje de baja calidad”, se lamentó el funcionario de Omar Perotti. La semana pasada la Comisión Nacional de Emergencia Agropecuaria (CNEyDA) había recomendado su declaración para Santa Fe, Misiones, Mendoza y Córdoba.

“En el norte de la provincia la situación es compleja, se han dado lluvias pero no en la magnitud que necesitan esos campos”, graficó Costamagna. Y precisó: “Son los Bajos Submeridionales, es el centro de la ganadería de la provincia, y ahí tenemos serias dificultades por la bajante de las napas”.

Hoy el problema se complementa con las altas temperaturas en la región. En la charla con La Red Rural (AM 910), Costamagna indicó que desde la Gobernación “están expectantes”.

“Estamos evaluando centro norte posibilidades de siembra de maíces de tercera, por decirlo de algún modo. Hemos hablado con semilleros y distribuidores porque hay productores que van a volver a sembrar. Para tratar de tener granos, no solo en la foto actual, sino también porque la falta de maíz puede impactar en la producción leche, o las producciones porcinas o avícolas”, dijo Costamagna.

daniel-costamagna-produccion_-_copia.jpg

El debate por la efectividad de la emergencia agropecuaria

“Mas allá de la postergación del pago de impuestos, Santa Fe está analizando la recomposición del capital de trabajo”, explicó.

El funcionario puso el foco sobre las asociaciones para el desarrollo, que la Provincia mantiene junto a las entidades. “Esto es una herramienta que se posibilita a través de la ampliación del fondo de emergencia del gobierno nacional y de esa manera poder llegar con recursos propios también”, indicó.

“Estamos trabajando con las entidades para tener una herramienta más moderna, y la incorporación de los seguros agropecuarios como herramientas fundamentales, donde está la decisión de la Provincia de participar y muy fuerte en este tema”, anticipó.

Sequia_campo.jpg
Los cultivos también fueron grandes castigados por la sequía. El debate por la emergencia agropecuaria.

Los cultivos también fueron grandes castigados por la sequía. El debate por la emergencia agropecuaria.

"Argentina está en un estado de Emergencia Agropecuaria permanente"

Otro de los que se refirió a esta problemática del impacto de la sequía fue Ricardo Buryaile, actual diputado nacional por Formosa y exministro de Agricultura en el Gobierno de Mauricio Macri.

La semana pasada A24.com Agro informó que la Comisión Nacional de Emergencia Agropecuaria (CNEyDA) había solicitado al Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca que declarase la emergencia agropecuaria para las provincias de Córdoba, Mendoza, Santa Fe y Misiones. Se trató de una gestión que comenzaron desde las entidades del agro a lo largo del país y que logró concretarse, hasta el momento, en esas cuatro provincias.

Sin embargo Buryaile señaló que Argentina "está en un estado de Emergencia Agropecuaria permanente, que no resuelve los problemas en absoluto". Y para eso apuntó a la necesidad de crear un mercado de coberturas de riesgo para los productores.

"Hasta el momento no se pudo avanzar en ese punto porque el Estado tiene que poner plata. En Argentina los productores invierten u$s 10.000 millones de dólares por año sin tener un fondo de emergencia de u$s 50 o u$s 100 millones , no alcanza para solucionar el problema. Hoy son u$s 5 millones de dólares, o menos", sostuvo.

"Entonces, dentro de la visión que tenía yo era que se generara un fondo de emergencia mucho más chico para productores que no tenían seguro agrícola o que no tuvieran coberturas para esa producción, y que en vez de asignar todo a esa emergencia agropecuaria, parte de ese dinero vaya a una prima de cobertura de riesgo. De manera tal que en el mercado ya en un principio haya cobertura", sostuvo.

Sin embargo analizó que "siempre los recursos son pocos y pareciera que nunca lo que aporta el campo es suficiente. Creo que esa es la solución que tenemos para todo esto".

s