Adicciones

Teto Medina: el conmovedor testimonio de un rehabilitado en defensa de las granjas, tras la detención del conductor

Rodrigo Seivane sufrió de adicciones por años y defendió en A24 que la granja de rehabilitación "le salvó la vida". El crudo relato.
Tras la detención de Teto Medina

Tras la detención de Teto Medina, un rehabilitado conmovió con su defensa de las granjas: "Me salvó la vida" (Foto: captura de pantalla).

La sociedad argentina despertó esta mañana con una noticia que parecía trivial: la detención de Marcelo "Teto" Medina. Sin embargo, su aprehensión por presunta asociación Ilícita y reducción a la servidumbre con fines de explotación laboral, puso en evidencia un problema más profundo que es el de la lucha que llevan adelante miles adictos para poder rehabilitarse.

Se puso en jaque la legalidad y la efectividad de las granjas de rehabilitación, y en este contexto es que Rodrigo Seivane hizo un crudo relato de cómo logró superar su adicción a la cocaína. Entrevistado en América Noticias, conmovió con su defensa de las comunidades de este tipo: "A mí me salvo la vida".

El calvario para recuperarse de las adicciones

El hombre comenzó su testimonio diciendo: "Me drogaba con cocaína y perdí todo". Enfatizó en que "perdí todos los valores, el respeto de todos mis compañeros. Yo en el 2017 perdí a mi viejo de cáncer en 40 días, y ni cuenta me di porque estaba tan anestesiado...".

testimonio de granjas.png
Tras la detención de Teto Medina, un rehabilitado conmueve con su defensa de las granjas:

Tras la detención de Teto Medina, un rehabilitado conmueve con su defensa de las granjas: "Me salvó la vida" (Foto: captura de pantalla).

Recordó que su estado era tal que no pudo ni siquiera llevar el cajón de su padre. Ese día, llamé a mi primo para que agarre la manija del cajón porque yo no iba a ir, y la segunda llamada que hice fue al tranza", expresó.

Desde aquel doloroso momento, se dispuso a cumplir con la promesa que había hecho a su padre y "pelear por su vida". Fue tajante al sostener que alrededor del adicto, toda su familia se destruye.

Al ser consultado por lo más extremo que llegó a hacer para conseguir droga, dijo que en un viaje a Río de Janeiro, Brasil, en un arrebato de desesperación por obtener cocaína, se metió a las favelas: "A penas llegué, a las 3 de la mañana, con la camiseta del Nápoli, me fui con todo el bolso, la ropa. Conocí las famosas armas que solo se ven en las películas: las A47. No sabía si dejar las cosas en el taxi por si se iba, o bajarme y que me las roben con esas armas".

Embed

La defensa de las granjas de rehabilitación, como la que promocionaba Teto Medina

Tras la detención de Teto Medina, muchas fueron las familias que salieron a reclamar en favor de las granjas y el rol fundamental que cumplen en la rehabilitación de los adictos. Uno de los defensores de este tipo de comunidades fue Rodrigo Seivane: "Yo leía servidumbre... En las comunidades hay sectores: cocina, parque, economato, quincho. Te hacen cocinar, lavar platos, la ropa, hacerte la cama. Es lo que haces cuando no estás en los grupos".

Y continuó su relato: "Sé que si hubiese estado en la comunidad, mi viejo hubiese estado levantado y cortando el pasto conmigo. No es que no te dejan ir. Antes de que te dejen ir te van a hablar 300 personas para salvarte la vida".

Y puntualizó en dos panoramas: "Hay gente que está judicializada y no se puede ir. Si se van, hay que avisarle a la policía. Por otra parte, hay muchas quejas de las comunidades, pero esos que salen y hacen las denuncias, a las horas se están drogando".

Se habló de
s