Robos en el Viejo Continente

Robo en la casa de Di María: el accionar delictivo que se repite en Europa

En el último tiempo, se sistematizó una conducta por parte de los delincuentes: ir a la casa de los futbolistas para robar o secuestrar familiares.
15 de marzo de 2021 - 20:31
Di María tuvo un domingo olvidable.

Di María tuvo un domingo olvidable.

La familia de Ángel Di María vivió un domingo tenso debido al ingreso de ladrones a su casa pero "sin violencia" por parte de los delincuentes, según los investigadores.

Los ladrones sustrajeron "joyas y relojes" por un monto que se estimó menor a los 500.000 euros. La policía francesa informó que la familia de Di María "no se cruzó" con los delincuentes, que ingresaron por la fuerza a la vivienda y se dirigieron hacia una caja fuerte ubicada en la plata alta.

Esta modalidad viene creciendo en Europa en los últimos años y los futbolistas y sus familias son las principales víctimas: salarios altos, mansiones y mucho tiempo fuera de casa hacen un combo letal. Ya son varios los jugadores que sufrieron robos en sus casas mientras disputaban partidos o estaban fuera de sus países de residencia.

Mauro Icardi: en enero, mientras el jugador viajaba a Lorient, ladrones ingresaron a su casa y le robaron objetos por un valor total de 400 mil euros.

Marquinhos: el brasileño, compañeo de Icardi y Di María en PSG, también fue víctima de la delincuencia. Ladrones entraron a su hogar, se encontraron a los padres del jugador y el hecho no pasó a mayores.

Robin Olsen: ladrones entraron a la casa del arquero del Everton, amenazaron a su familia con un machete y se llevaron joyas y un reloj de lujo.

Joaquín Correa: otro argentino víctima del robo en su domicilio. Le sustrajeron 7 mil euros en total y el ex Estudiantes publicó en las redes: "A ese cobarde que vino a robarme mi casa mientras yo estaba en el partido... Cobarde, entrá y robá cuando estoy adentro. Los espero, pedazos de mierda".

Cristian Ansaldi: el rosarino se encontró con que desconocidos habían entrado a su vivienda y se habían llevado “muchas cosas de valor, como bolsos, valijas, relojes, anillos, brazaletes y más”.

Se habló de