HONESTIDAD BRUTAL

Susana Giménez y sus problemas de convivencia con su nieta

Fiel a su estilo sincericida, anoche Susana Giménez ventiló durante la emisión de 'Por el mundo' los problemas que tiene con su nieta Lucía Celasco. Mirá todo lo que le contó a Marley como si estuvieran solos y sin cámaras.
Susana Giménez y sus problemas de convivencia con su nieta

Fiel a su estilo sincericida, anoche Susana Giménez ventiló durante la emisión de 'Por el mundo' los problemas que tiene con su nieta Lucía Celasco, quien está instalada junto a la conductora en su casa de Miami.

Lo cierto es que mientras la diva de los teléfonos y el conductor paseaban a bordo de un auto eléctrico, en medio del segundo programa viajero internacional de Telefe, Susana Giménez le contó a Marley que no aguanta más a su nieta por lo desordenada que es y quiere que abandone su casa en un tono de confianza como si estuvieran solos y sin cámaras. Sucede que Lucía Celasco acaba de inaugurar una sucursal, junto a su socia, de su marca de ropa en esa ciudad.

lucia celasco historia.jpg
El local de indumentaria de la nieta de Susana Giménez en Miami, motivo por el cual Lucía Celasco está instalada en la propiedad de la diva.  

El local de indumentaria de la nieta de Susana Giménez en Miami, motivo por el cual Lucía Celasco está instalada en la propiedad de la diva.

Si bien Susana Giménez aseguró entre risas que Lucía “Es la única de la familia, aparte de mí, que va a trabajar”, ya le pidió que se alquile un departamento. “Que no se alquile uno de 4 mil dólares por mes, porque lo tienen que pagar ella y su socia [de la marca Lovely Denim] pero quiero que se vaya de casa. Le pido todos los días y no se va”, disparó Susana. Y mientras Marley la escuchaba atento agregó a su queja “Ya me quemaron la pava francesa. ¿Viste la potencia que tiene el gas acá? ¡Enseguida te hierve! La dejaron como en Buenos Aires y me la quemó”.

Según explicó la rubia conductora, el problema entre ella y su nieta radica en lo desordenada que es Lucía. Así, cuando Marley quiso saber cuán grande es la casa para tener semejantes enfrentamientos, Susana detalló que tiene “Dos dormitorios arriba y uno abajo que tiene un sillón cama, que Lucía lo abre y nunca más lo cierra. No saca las valijas, no cuelga la ropa. El placard son las valijas. Yo soy una maniática que me paso limpiando todo, y hoy pasé la aspiradora”. Ahora bien, la pregunta del millón es ¿Alguien se imagina a Susana Giménez pasando la aspiradora y limpiando la casa?

Embed
Se habló de
s