Qué pasó. Desde el próximo mes se implementará un plan de medidas de control de inmigrantes que se basará en una aplicación para teléfonos celulares por el que agentes públicos (médicos, policías, gendarmes, etc) podrán detectar la situación de cada extranjero. La novedad es acompañada por un sistema para regularizar la situación a través de la radicación, el objetivo es blanquear o expulsar del país a ilegales o personas que tengan antecedentes penales.

Cómo será. Rogelio Frigerio, ministro del Interior,  impulsó este plan en el que además de control se busca que los inmigrantes tributen por los servicios y los derechos que les da el Estado.

Con los extranjeros a los que se los detecte en una situación irregular, y no accedan a regularizarse dentro de los 30 días, o tengan antecedentes penales en su país o en la Argentina: comenzarán con el proceso de expulsión, que se redujo de cuatro años a cuatro meses, por el decreto 70/2017.

Para radicarse, Migraciones lanzará en septiembre otro sistema de regularización a distancia, por internet en el sitio web de Migraciones. Las tasas costarán $3000 para ciudadanos del Mercosur y $6000 para los extra- Mercosur. (A los ciudadanos de Venezuela se los considera del Mercosur pese a la sanción que sufrió ese país).