Qué pasa. La lucha por la legalización del aborto abrió un nuevo debate: el de la separación de los asuntos de la Iglesia del Estado. Para esta campaña, y como viene sucediendo hace rato, también se adoptó un pañuelo en este caso de color naranja.

Cómo surgió. El pedido viene desde hace rato pero, a partir de la presión de la Iglesia sobre los políticos para que no salga el proyecto de ley de legalización del aborto, las organizaciones tuvieron la necesidad de sumarlo a la lucha de los pañuelos para visibilizar la campaña. El color se eligió por medio de una encuesta en las redes sociales, de la que participaron 25 mil personas.

Todo tomó más trascendencia el sábado a la noche, cuando la actriz Verónica Llinás y Catherine Fulop lucieron el pañuelo en el piso del ciclo PH, el programa que conduce Andy Kusnetzoff en Telefe.

“Este es un estado laico, pero no está sucediendo. Los gobernadores ceden a las presiones. Es una discusión necesaria. La Iglesia católica y la evangelista han arremetido con una fuerza tan violenta en este debate que me hace pensar en los peores momentos de la Iglesia”

Verónica Llinás

Cuáles son las acciones. Este martes habrá un pañuelazo frente a la Catedral de Buenos Aires, en el que se buscará “gritarle a la Iglesia que la maternidad no es obligación" y apelar a "decidir sin moral reaccionaria sobre nuestros cuerpos”, según explica la citación. En ese encuentro también se podrá comenzar con el trámite de apostasía, por la que los bautizados podrán renunciar de forma fehaciente y legal a la creencia religiosa.

Las acciones en concreto comenzaran después del 8 de agosto, día en el que se debate en Senadores la media sanción que le falta al proyecto del aborto para que se convierta en ley.