Emocionante

Santa Fe: una elección cabeza a cabeza entre el socialismo y el peronismo, con fuerte impacto nacional

Alejandra Fernández Guida
por Alejandra Fernández Guida |
Santa Fe: una elección cabeza a cabeza entre el socialismo y el peronismo, con fuerte impacto nacional

En Santa Fe puede romperse la lógica que primó en las 11 elecciones provinciales que se disputaron en lo que va del año: hasta ahora siempre ganaron los oficialismos. En el tercer distrito electoral del país está en juego el liderazgo electoral del socialismo de 12 años; en manos de un peronismo unido, que fue el espacio ampliamente más votado en las elecciones primarias del 28 de abril.

Los santafesinos tendrán que elegir en estos comicios entre tres fuerzas, que fueron las únicas que superaron el 1,5% de votos en las PASO: el
Frente Progresista Cívico y Social, que lleva a Antonio Bonfatti como candidato; el frente peronista Juntos, que va con Omar Perotti, y Vamos Juntos, que va con José Corral a la cabeza. Sin embargo, la disputa real, de acuerdo a los resultados de las primarias, es entre los dos primeros candidatos. 

Estas elecciones tienen otra particularidad: serán las primeras en las que tendrán candidatos referentes las tres principales fuerzas políticas que buscan quedarse con la presidencia. Aunque dicen que el acuerdo Lavagna-Urtubey no cayó nada bien en las filas del socialismo, Bonfatti es en lo formal el candidato del ahora Consenso Federal; Perotti, por su parte, el de Frente de Todos, que hasta ahora sólo lleva a las urnas a la fórmula Fernández-Fernández. Y el radical Corral, el postulante de Cambiemos.

Bonfatti, quien ya gobernó Santa Fe entre 2011 y 2015, buscará ser el sucesor del actual mandatario Miguel Lifschitz, en una provincia en la que no hay reelección. En estos meses, el candidato del Frente Progresista Cívico y Social trató de nacionalizar la campaña mostrándose como una alternativa al kirchnerismo y a Cambiemos.

 Embed      

Lo cierto es que no la tendrá nada fácil: si bien en las PASO fue el candidato que más voluntades cosechó, con  510.445 votos, es decir el 29% de los sufragios; el frente peronista Juntos, que disputó una interna entre Perotti (447.535 votos) y María Eugenia Bielsa (229.751), fue el espacio más votado con casi el 40%. Bonfatti busca arrebatarlae al PJ los votos que consiguió la ex vicegobernadora. En esa estrategia, cree que puede jugarle a favor el perfil progresista de la hermana de Marcelo y Rafael Bielsa.

Sin embargo, aunque la ex vicegobernadora criticó muchas veces a Perotti, luego de perder las elecciones primarias, rápidamente le expresó su respaldo al senador y hasta compartieron juntos varios actos. Otra apuesta del ex gobernador para ganar las elecciones es que la grieta haga lo suyo en Santa Fe, y que de esta forma, muchos votantes de Corral apuesten por el "voto útil" y elijan al socialismo sólo para que el peronismo no llegue al poder. 

 Embed      

Así como Bonfatti enfrenta una dura parada en estas elecciones, Perotti tampoco tiene la victoria asegurada. El peronista -que siempre se mostró moderado al hablar de los candidatos nacionales de su partido- trató de provincializar en todo momento la discusión electoral y concentró sus cuestionamientos a los problemas de inseguridad y de pobreza que afectan a Santa Fe.

Desde el peronismo santafesino indicaron a A24.com que en las últimas semanas se concentraron especialmente en organizar a los fiscales "para custodiar los votos". Saben que se viene una elección cabeza a cabeza en la que cualquier "descuido" puede llevar alguno de estos dos espacios a la derrota.

Tercero en esta discusión quedó el candidato de Cambiemos, José Corral, que en las PASO se quedó con 322.935 votos, el 18,30%. El intendente de la capital santafesina redobló los esfuerzos en los últimos días con la expectativa de acortar distancias y situarse en zona de sorpresa. Para conseguir este objetivo concentró su campaña en la seguridad y contó con apoyos nacionales, como los de la diputada Elisa Carrió y la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

 Embed      

Pero este domingo no sólo elegirán gobernador y vicegobernador. También se definirán las principales intendencias de la provincia, con especial atención a lo que sucederá en Rosario, donde en la interna del Frente Progresista, Pablo Javkin (19,77%) le ganó las PASO a la candidata del Frente Progresista Verónica Irizar (17,98%) terminando con 30 años de victorias del socialismo en ese distrito. El desafío de Javkin será ganarle al peronista Roberto Sukerman, que obtuvo 113.084 votos (23%). en las primarias. 

En la capital provincial aparece como gran favorito el periodista Emilio Jatón (Frente Progresista), que obtuvo más del doble de los votos que el candidato de Cambiemos, Albor Cantard, y que todos los postulantes sumados del Frente Juntos, que postula a Ignacio Martínez.

s