Entre la energía dolarizada y un financiamento casi inalcanzable, las pymes reclaman por las consecuencias de la devaluación
Layer 1
ElRumboDeLaEconomía

Entre la energía dolarizada y un financiamento casi inalcanzable, las pymes reclaman por las consecuencias de la devaluación

Qué pasó. Daniel Rosato, presidente de Industriales Pymes Argentinos (IPA), planteó un escenario muy complejo para las pequeñas y medianas empresas como consecuencia de la devaluación. En una entrevista con #Novaresio910, señaló que la dolarización de la energía es el principal inconveniente, al tiempo que les resulta casi imposible apelar al financiamiento de los bancos por la alta tasa que les cobran.

Qué dijo. “El estado de las pymes industriales no es la mejor. El aumento del dólar ha afectado sustancialmente a todos los sectores. Lo más sensibles son los textiles y el calzado”, afirmó Rosato, quien luego hizo un repaso sobre los inconvenientes que padecen:

"El aumento del dólar impactó directamente en el costo de la energía, que en algunos productos representa el 30% de la fabricación del producto. Esta dolarización de la energía impacta directamente en la góndola y no lo pudimos trasladar a los precios. Ahí está el problema porque perdemos rentabilidad".

"La situación se complica todavía más por el problema financiero. Tenemos que ir a buscar financiamiento a los bancos a una tasa del 60%, que es imposible. Entonces, para defendernos, vendemos de contado, a largo plazo ya casi no existen operaciones y tratamos de evitar los bancos".

"Lo que buscamos en este tiempo de crisis es achicar las horas laborales. Las horas extras, en la mayoría de las empresas, ya no se hacen. Se trata también de reducir las horas semanales".