Pobreza

Una familia necesitó $62.958 para no ser pobre en abril, según el Indec

El costo de la canasta básica superó los índices de inflación; una familia necesitó más de dos dos salarios mínimos para no ser pobre.
Una familia necesitó $62.958 para no ser pobre en abril

Una familia necesitó $62.958 para no ser pobre en abril, según el Indec

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) informó este martes que una familia de cuatro integrantes necesitó $62.958 para no ser considerado pobre en abril. En tanto, para no caer bajo la línea de la indigencia, el mismo grupo familiar requirió $26.677.

El organismo estadístico comunicó que la Canasta Básica Total (CBT), que marca la línea de pobreza en el país, subió 3,4% en el cuarto mes del año y se ubicó en $20.375 para una persona y $62.958 para una familia.

De esta manera, para no encontrarse bajo el umbral de la pobreza, una familia debió percibir más de dos salarios mínimos, que en abril se ubicaron en $23.544.

El incremento interanual de la CBT incluso es mayor al índice de precios, ya que si se miden los últimos doce meses, el acceso a los alimentos y servicios básicos subió al 47,8%, mientras que la inflación para el mismo período fue del 46,3%.

La situación es aún peor si se tiene en cuenta lo que sucede con la línea de indigencia. En este caso, el acceso a la Canasta Básica de Alimentos (CBA) aumentó al 3,9% en el mes y de forma interanual alcanzó una suba del 49,1%. En términos concretos, para no ser considerado indigente, una persona necesitó $8.633 y una familia de cuatro personas, $26.677.

La Canasta Básica de Alimentos se determina a partir de un grupo de alimentos para cubrir las necesidades básicas nutritivas para una persona; en tanto, Canasta Básica Total agrega el acceso a bienes y servicios no alimentarios, como el agua.