Nueva Constitución

Chile: una mujer mapuche, presidenta de la Convención Constituyente

Se llama Elisa Loncón y fue proclamada en ese cargo con los votos de la mayoría de los grupos opositores al gobierno
Roberto Adrián Maidana
por Roberto Adrián Maidana |
Elisa Loncón

Elisa Loncón, la mujer mapuche que preside la Asamblea Constituyente en Chile para reformar la carta magna (Foto: AP).

“Se puede dialogar con nosotros, que no nos tengan miedo”, dijo Elisa Loncón pocos días antes de ser proclamada como presidenta de la Asamblea Constituyente en Chile.

Es una mujer mapuche, que forma parte de los 17 convencionales que se les asignó a los pueblos originarios. De ellos, 11 pertenecen a la comunidad mapuche, la más numerosa de todas.

Loncón unió la voluntad de la mayoría de los partidos de la oposición al gobierno de Sebastián Piñera. En una primera ronda recibió 56 votos. Pero luego, se sumaron la bancada del Partido Socialista, del Partido Comunista y la mayoría de la Lista del Pueblo. Así, fue electa con 96 votos sobre los 155 convencionales que tienen la misión de reformar la Carta Magna chilena.

Celebró su designación con un mensaje en las redes sociales. Escribió: "Este es un sueño de nuestros antepasados".

tuit 1 de Lancón.jpg
Loncón celebró en su cuenta de Twitter su elección como presidenta de la Asamblea Constituyente de Chile. (Foto: Cuenta de Twitter de Loncón)

Loncón celebró en su cuenta de Twitter su elección como presidenta de la Asamblea Constituyente de Chile. (Foto: Cuenta de Twitter de Loncón)

Quién es Elisa Loncón

Tiene 58 años. Nació en Traiguén en la región de La Araucanía, al sur de Santiago, próxima a la ciudad de Temuco. Su vida personal es un ejemplo de lucha ante las adversidades. En su infancia, debió recorrer a diario unos 8 kilómetros desde su pueblo para llegar a la escuela más cercana. La mayor parte de su etapa escolar, tuvo que desplazarse a pie para asistir a clases.

Se graduó como profesora de inglés de la Universidad de La Frontera. Luego hizo cursos de posgrado en el Instituto de Estudios Sociales de la Haya (Países Bajos) y en la Universidad de Regina, en Canadá.

Loncón volcó sus conocimientos para luchar por el progreso de los pueblos originarios. "Había que conocer el mundo para resolver los problemas", declaró. "Me esforcé mucho para estudiar, trabajé para estudiar y esos estudios los volqué para entender la condición de opresión que vivíamos. Entender por qué existía esa opresión y también ver cuáles podían ser las salidas”, dijo de manera directa la dirigente mapuche.

La bandera Wenufoye

En 1992, formaba parte del grupo teatral de Ad-Mapu, uno de los grupos de la comunidad mapuche. Así fue que tuvo activa participación en el diseño de la bandera que identifica a toda la comunidad. Tanto a quienes residen en Chile como en la Argentina.

bandera wenufoye.jpg
Bandera Wenufoye: En 1992, Loncón formó parte de la creación de la enseña que identifica a la comunidad mapuche (Foto: Cuenta de Twitter de Loncón)

Bandera Wenufoye: En 1992, Loncón formó parte de la creación de la enseña que identifica a la comunidad mapuche (Foto: Cuenta de Twitter de Loncón)

La bandera "Wenufoye" recibe ese nombre que significa "canelo del cielo". El canelo es un árbol que mantiene todo el año sus hojas. Es uno de los árboles sagrados para los mapuches. El diseño fue elegido entre 500 modelos propuestos.

Sus colores representan la renovación (el amarillo), la abundancia (el azul), la prosperidad y sabiduría (el blanco), la fuerza (el rojo) y la fertilidad (el verde). En el centro, el "cultrún", tambor mapuche, tiene los símbolos de la luna, el sol y las estrellas. Las pequeñas estrellas escalonadas (en la parte superior e inferior de la bandera), representan la ciencia y el conocimiento.

Estado plurinacional

Esta será una de sus prioridades. Lograr que la nueva constitución consagre a Chile como un estado plurinacional, como sucede en Bolivia. Esto dará un reconocimiento que aún no tienen y más derechos a los pueblos originarios.

Existe un acuerdo entre todos los bloques para que la presidencia de la Convención Constitucional vaya rotando. Aún no está definido cuánto durará cada período dirigiendo la asamblea.

El comienzo, con una mapuche en la presidencia, es un símbolo para la nueva Constitución que tendrá Chile.

s