Como consecuencia de las restricciones

Un emprendedor iba a tirar comida, cambió de idea y se hizo viral

Lleva adelante un negocio gastronómico en Junín y no sabía si tirar o no la comida que no había podido entregar. Hizo fuertes posteos en Instagram y se hizo viral.
Las restricciones afectan notablemente a los gastronómicos.

Las restricciones afectan notablemente a los gastronómicos.

Los emprendedores y aquellas personas que trabajan ofreciendo diversos servicios han sido muy golpeados por la crisis que produjo la pandemia. Muchas de las medidas que tuvieron que tomar los Estados provocaron que millones de empresas se achiquen o directamente tengan que cerrar sus puertas, generando despidos de personal y desesperación.

Los protocolos estrictos impuestos por el Estado generan que, en muchos casos, los emprendedores no puedan seguir subsistiendo sin abrir sus puertas y se ven altamente perjudicados por la situación sanitaria que deriva en la suspensión de actividades.

Martín es uno de los miles de emprendedores mendocinos que, desde que comenzó la pandemia, se ha visto particularmente perjudicado. Él es gastronómico y es el dueño de Cacha´s, una hamburguesería en Junín. Hace unos días, con una mezcla de tristeza e impotencia, subió una serie de historias en Instagram que, sin querer, se volvieron virales ya que muchos emprendedores se sintieron identificados con sus palabras.

El descargo de Martín se generó luego de que le imposibilitara entregar los pedidos que sus clientes le hacían en tan poco tiempo. “Es imposible entregar 200 pedidos a domicilio en tres horas, queridos gobernantes. Somos un negocio autogestionado. No disponemos de grandes aplicaciones que quieran invertir en nuestro pueblo”, expresó el hombre y añadió: "Pagamos las facturas todos los días. No manejamos cuentas corrientes, vamos con todas las facturas día a día. 18 empleados tenemos y no alcanzamos”.

Ante esta situación, Martín se encontró con una incertidumbre: ¿Qué debía hacer con toda esa comida? "Gran parte de toda esta comida no pudo ser entregada. Hace 9 años que emprendo y jamás me brindaron un beneficio. Hace 10 años a mi casa no llegaba una moto de comida comprada jamás. Y hoy la tengo que tirar. Nos están convirtiendo en ciudadanos que no somos”, contó angustiado.

Los posteos de este emprendedor fueron capturados por varios usuarios de Instagram que lo fueron compartiendo en grupos de WhatsApp y otras redes sociales. Miles de personas tomaron como ejemplo esta situación para poder argumentar que era una mala decisión el retorno de la Fase 1 y, además, postular que las malas decisiones de los gobernantes impiden el progreso de quienes así lo quieren por vivir en un país “sin rumbo”.

"La verdad es que, a pesar del enojo que tenía ese día, no me iba a perdonar nunca si tiraba toda la comida. La repartimos entre el personal y los vecinos, que también son trabajadores: chicos que trabajan en una heladería y una estación de servicio", contó Martín en diálogo con el sitio web MDZ y concluyó: "Incluso me quedó comida, que la regalé al día siguiente. Lo que me impresionó fue la cantidad de gente que me escribió que está en el rubro, y que tuvo que hacer lo mismo. También me sorprendieron los mensajes de apoyo, me sentí fortalecido".