Inseguridad

"Antes de matarla, filmá": los desgarradores testimonios del crimen de Ramona Luque

Hay un imputado por el sicariato de Ramona. En la escena del crimen dejaron un cartel que decía: "Con la mafia no se jode. La familia de los pibes se respeta".
Nicolás M. fue acusado por el crimen de Ramona Luque

Nicolás M. fue acusado por el crimen de Ramona Luque, una mujer de 63 años

Nicolás M. fue acusado por el crimen de Ramona Luque, suceso que ocurrió el 18 de mayo de este año en Rosario. El delincuente fue detenido el martes pasado, por la Agencia de Investigación Criminal, luego de algunos allanamientos por los tiroteos a las estaciones de servicios también ocurridos en esa ciudad.

A Ramona Luque la asesinaron a balazos en Maestros Santafesinos al 4700, barrio Parque del Mercado. Según testigos, Nicolás M., conocido como "cara de burro", dijo: "Antes de matarla filmá, que lo pidió René". Este pedido lo hizo el delincuente a su compañero quien fue el autor de los tiros.

La Agencia de Investigación Criminal realizaba allanamientos por las recientes balaceras contra estaciones de servicio, y entre esos allanamientos dieron con el paradero de Nicolás Alberto M. El delincuente fue imputado por el crimen que se le adjudica a la mafia.

Se sospecha que el crimen ocurrido al sur de Rosario fue un pedido de René "El brujo" Ungaro, un líder narco que actualmente está preso.

A través de la evidencia expuesta en una audiencia este jueves, el fiscal de turno vinculó a "cara de burro" con la banda narco que lidera el Ungaro. René "El Brujo Ungaro está condenado por narcotráfico, además también tiene causas por el crimen de Roberto "Pimpi" Caminos y por asociación ilícita.

A Nicolás se le incautaron 58 envoltorios de cocaína y dos teléfonos celulares, uno lo tiró al piso para que quedara inutilizado. El allanamiento fue en un departamento de Sánchez de Thompson al 100.

El fiscal Patricio Saldutti de Homicidios Dolosos imputó a Nicolás M. como coautor del crimen de Ramona Luque. El crimen de Luque, según Saldutti, fue cometido por dos delincuentes que se desplazaban en moto.

Ramona, una mujer de 63 años, estaba en su domicilio cuando fue atacada por los sicarios. Aunque intentaron salvarla, la mujer murió por una hemorragia causada por uno de los disparos.

El otro atacante está identificado como Sebastián Ariel P. En la escena del crimen dejaron un cartel que decía: "Con la mafia no se jode. La familia de los pibes se respeta".

El juez penal de primera instancia Román Lanzón dictó prisión preventiva efectiva por el plazo de ley para Nicolás M.

Se habló de
s