icons
Cotización dólar:
Compra
--
Venta
--
BUENOS AIRES
T. --
H. --
POLÍTICA

Alberto y Bolsonaro dejan de lado las amenazas mutuas y empiezan a hablar de "relaciones pragmáticas"

Alberto y Bolsonaro dejan de lado las amenazas mutuas y empiezan a hablar de
Bolsonaro_Alberto_Fernandez

Al final, todo indica que entre el presidente de Brasil y el mandatario electo de Argentina habrá una tregua inducida por los intereses comerciales de ambos países, a los cuales ninguno de los dos puede desatender.

Durante las últimas horas, Jair Bolsonaro emitió un mensaje de acercamiento hacia las autoridades electas de Argentina, que podrá ser el primer paso para evitar una implosión del Mercosur y una virtual guerra de aranceles.

Ante una consulta de un enviado del diario Clarín, durante una gira por Amazonia, el presidente brasileño dijo que aspira a una relación “pragmática” con el nuevo gobierno argentino, a partir del 10 de diciembre.

“Tenemos buenas relaciones comerciales con Argentina y, en lo que depende de mí, continuarán”, afirmó Bolsonaro. “No tengo nada contra Argentina, quiero que tenga éxito”, insistió, a pesar de remarcar sus diferencias ideológicas con Cristina Fernández de Kirchner, a la que se refirió como “una señora, que tiene relaciones sólidas (…) con toda esa gente que quería una gran patria bolivariana, en la que no existía el respeto a la libertad”.

Alberto Fernández
El presidente electo, ante el auditorio de la UIA.

Alberto Fernández, al hablar ante la reunión de la Unión Industrial Argentina en la mañana de este jueves, recogió la propuesta de relaciones pragmáticas, a pesar de las diferencias personales.

“Que el Mercosur, en la coyuntura, tenga presidentes que piensan distinto no me hace perder de vista su importancia”, sotuvo Alberto antre los industriales. “Vi con alegría que el presidente de Brasil propuso un vínculo pragmático, es lo que debemos hacer”, agregó.

El auditorio industrial aplaudió esta afirmación, teniendo en cuenta que muchos de ellos tienen importantes intereses depositados en la relación comercial con Brasil.

De todos modos, Alberto ratificó su voluntad de limitar las importaciones indiscriminadas. "No vamos a traer camisetas y bicicletas de Chinas, ni zapatos de Brasil", esgrimió. Sin embargo aclaró que, según su punto de vista, eso no debe ser entendido como una economía cerrada. "Eso es ser inteligentes", remarcó.

El gobierno de Bolsonaro evaluó en algún momento un acuerdo unilateral de libre comercio con Estados Unidos, algo que para nada está contemplado en los protocolos del Mercosur.

Sin embargo, además de las trabas que impone la letra chica del bloque, Bolsonaro encuentra resistencias en el frente interno, especialmente provenientes del poderoso sector industrial de San Pablo, que teme que una apertura comercial termine por destruir a su propia producción.

SUBIR

NWS

Ovación

Show