AGRO Y POLÍTICA

Poca actividad para el campo en el Congreso: en 2021 se sancionaron solo 5 leyes de 14 proyectos relacionados al sector

La Fundación Barbechando señaló que la actividad parlamentaria cayó en comparación a 2020. La Comisión de Economías Regionales en Diputados no se reúne hace dos años.
La actividad en el Congreso de la Nación resultó poca en relación a 2020

La actividad en el Congreso de la Nación resultó poca en relación a 2020, pero particularmente esquiva con el campo. 

Con números que reflejan un claro descenso en la cantidad de sesiones que el Congreso de la Nación, la Fundación Barbechando señaló que de un total de 14 proyectos de Ley que guardaban relación con el sector agrobioindustrial apenas 5 resultaron sancionados como leyes. Esto se dio en el marco de una drástica caída de la actividad: comparados con 2020, en Diputados la cantidad de sesiones en 2021 descendió un 58% y en el Senado un 48%. Las leyes aprobadas fueron un 33% menos, y el campo no resultó ileso.

“Se observa un claro descenso en la cantidad de sesiones que se llevaron a cabo en ambas Cámaras durante 2021: en Diputados fueron 5 sesiones contra 12 de 2020 y en Senadores 11 contra 21”, remarcaron desde la Fundación que monitorea los trabajos parlamentarios vinculados a la actividad agropecuaria. Entre los temas más destacados que sí tuvieron tratamiento están los Biocombustibles, la concesión de la Hidrovía y el tratamiento de la Ley Ovina.

El déficit en realización de reuniones también es observable en las comisiones. Durante el 2021, en las comisiones de Diputados, la reducción de la actividad fue muy relevante: mientras que en Agricultura se reunieron un 50% menos, en Ambiente ese porcentaje trepó al 85%.

“La comisión de Economías Regionales de Diputados no se reunió ninguna vez en los últimos dos años”, apuntaron.

agenda agrobioindustria .jpg
La actividad del oficialismo en el Congreso se vio prácticamente asegurada en cuanto a su eficacia.

La actividad del oficialismo en el Congreso se vio prácticamente asegurada en cuanto a su eficacia.

La actividad en la Comisión de Agricultura y el recinto

Los proyectos que llegaron a la Comisión del sector tuvieron que ver en un 21% con normativas sobre maquinarias, un 18% sobre agroecología y un 11% sobre agroquímicos. Además hay un alto porcentaje de proyectos relacionados con maltrato animal, que representan el 70% del total de proyectos de “Ganadería” que se impulsaron.

“La gran mayoría de los Proyectos de la AgroBioIndustria (ABI) que obtuvieron Sanción, Media Sanción o Dictámen fueron los presentados por el oficialismo”, remarcaron desde Barbechando.

En este sentido el porcentaje de temas impulsados por el Frente de Todos que pasaron la instancia de comisión fue casi del total, con un 95%. Dentro de este mismo ítem se vislumbra una actividad del 73% de proyectos impulsados por legisladores de esta fuerza, y un 23% presentado por el Poder Ejecutivo. La oposición cuenta con menos del 5% en este aspecto.

mesa de entradas 2 .jpg
Ambiente encabezó la nómina de temas presentados en Mesa de Entradas del Congreso.

Ambiente encabezó la nómina de temas presentados en Mesa de Entradas del Congreso.

Los temas más presentes

“Más del 30% de la agenda de los proyectos con algún grado de avance estuvieron vinculados al ambiente, como la ley de educación ambiental, reciclado de neumáticos, evaluación de impacto ambiental y principios ambientales, entre otros. Mientras que el 13% fueron para créditos para agricultores familiares e igual número para economías regionales”, sostuvieron.

Además hay un 10% de las leyes y/o dictámenes vinculados al aumento de impuestos, ganadería, infraestructura y energía: modificaciones a los bienes personales y ganancias de las empresas, la Ley Ovina, el tratamiento Bicameral de la Hidrovía y la sanción de la Ley de Biocombustibles.

mesa de entradas agrobioindustrias 3 .jpg
Barbechando señaló que en materia agrícola el mapa de temas para el campo fue mucho más variado que en ganadería.

Barbechando señaló que en materia agrícola el mapa de temas para el campo fue mucho más variado que en ganadería.

“En su gran mayoría significaron un perjuicio para el sector”, aclararon desde la Fundación.

“Desde Barbechando apoyamos un Congreso activo, que controle e impulse políticas públicas que nos brinde las reglas de juego que la sociedad necesita para los próximos 50 años, donde los gobiernos de turno se encarguen de gestionar la coyuntura, y no dejarle ese rol al Poder Legislativo, a cambio de delegación de facultades que le son propias”, apuntó Florencia Richiutti, Directora Ejecutiva de Barbechando.

Y puso el foco en la inmediatez del tratamiento de los proyectos. “Casi la mitad de la población en la pobreza es motivo suficiente para exigir grandes acuerdos políticos, donde los egos personales sean secundarios y la unión de los argentinos, para lograr un proyecto en común de desarrollo de país, sea la meta a alcanzar”, concluyó.

Se habló de
s