Aviación

Las aerolíneas low cost desatan una nueva pelea: el detrás de escena del conflicto por las bandas tarifarias

A la espera de la resolución de la medida judicial de Flybondi, las empresas no entregan los costos y la regulación aún no tiene lineamientos. El reclamo de los gremios.
Eugenia Muzio
por Eugenia Muzio |
Por qué las low cost rechazan las bandas tarifarias y qué busca el Gobierno

Por qué las low cost rechazan las bandas tarifarias y qué busca el Gobierno

La pelea aerocomercial por la regulación de las tarifas se reavivó. Las aerolíneas low cost que operan en Argentina están expectantes al fallo judicial que determinará si volverá a aplicarse o no un esquema de bandas. De ser así, perderían su ventaja competitiva: los precios bajos. Mientras, el Gobierno aún no da pistas y desde Aerolíneas Argentinas mantienen la guardia alta.

El decreto 879 establece un esquema de mínimos y máximos a los valores de los pasajes de avión con el fin de evitar "situaciones de abusos tarifarios" así como "prácticas predatorias" y de "especulación económica" en el mercado. Una medida similar a la vigente hasta la presidencia de Mauricio Macri, que eliminó las bandas para favorecer la entrada de las líneas de bajo costo.

Ahora, con el mercado desregulado desde el 2018, el Ejecutivo afirmó que "el resultado económico de todas las empresas es negativo" y desde el 24 de diciembre, el Ministerio de Transporte tiene 180 días, que se cumplen el 24 de junio, para reglamentar.

No obstante, fuentes aeronáuticas descreen de los motivos y aseguraron a A24.com que se trata de una promesa del Gobierno a los gremios, que buscan poder acordar convenios colectivos con las low cost, un malestar con el Ejecutivo que Sindicatos Aeronáuticos -que nuclea a los pilotos de APLA, los técnicos de APTA, el personal de tierra de APA, el personal superior de UPSA y los controladores aéreos de ATEPSA- reveló en septiembre de 2021.

Para los gremios, el gobierno argentino demuestra “pasividad” en la “falta de una política aerocomercial expansiva y de una revisión de los Acuerdos Bilaterales de conexión aérea firmados con otros Estados que priorice la protección de los puestos laborales en Argentina”.

Y también en las “negociaciones por Convenios Colectivos de Trabajo por actividad para evitar la precarización laboral en el sector”, indicaron en ese entonces en un comunicado.

La pelea judicial entre las aerolíneas y el Gobierno

Mientras, la Administración Nacional de la Aviación Civil (ANAC) y Transporte le pidieron el detalle de los costos a las líneas aéreas para basar la regulación, pero las empresas se negaron a entregarlos.

Flybondi presentó en febrero una medida cautelar para que se suspenda la política y la justicia intervenga “inmediatamente” en la que apuntó directamente contra Aerolíneas Argentinas, argumentando que las bandas “favorecen” a la empresa de forma “inconstitucional”.

La causa recayó en el Juzgado Contencioso Administrativo Federal Nº7, a cargo de Pablo Gabriel Cayssials, y según pudo saber A24.com, la Administración Nacional de la Aviación Civil (ANAC) fue notificada y el juez tiene en sus manos las respuestas de los organismos del Estado para dar lugar o no a la presentación.

Algunas disposiciones del decreto ya comenzaron a regir y a partir de la aplicación de las bandas tarifarias el Gobierno buscaría equiparar los valores de la empresa estatal con el resto de las compañías y así incrementar la cantidad de pasajeros en la firma aérea de bandera.

JetSMART (136) Pinguino.jpg
Jetsmart será

Jetsmart será "prudente" y esperará a la definición de las bandas tarifarias

Flybondi fue al choque y Jetsmart será "prudente"

En este contexto, Flybondi aseguró a este medio que estará a la espera de la medida judicial, al tiempo que Jetsmart se diferenció. “Preferimos ser prudentes y esperar a la reglamentación oficial”, advirtieron y determinaron que en el caso de poner pisos y máximos en función de “la empresa con servicio más ineficiente” es un panorama, y si se hace al revés, tendrá otra implicancia.

Todavía no están los números, pero desde Transporte aseguraron a A24.com que tanto esa cartera como la ANAC hablaron “con cada una de las empresas y en conjunto como para contarles cuáles van a ser las proyecciones”. “Desde el Ministerio quieren que haya pasajeros volando por el país con todas las empresas”, indicaron.

La postura de Aerolíneas Argentinas

Por su parte, Aerolíneas Argentinas defiende la medida. “Da previsibilidad y racionalidad a la industria que viene golpeada por la guerra aerocomercial que se desató en la época de Macri y la pandemia”, sostuvieron fuentes de la compañía a este medio.

Y recordaron que “las bandas tarifarias estuvieron presentes desde siempre y no impidieron el desarrollo. Cuando se sacaron, la pelea comercial hizo que Norwegian se fuera, Andes redujo su flota a la mitad, LAN perdió 300 millones un año, 300 millones al otro y con la pandemia terminó de irse”.

“No quieren un techo tarifario. Cuando hay alta demanda son más caros los pasajes de la competencia que los de Aerolíneas”, subrayaron. En cambio, para las low cost los pisos tarifarios no permitirán “ofrecer los bajos costos” que componen un 20% de las ventas. Sin embargo, Flybondi asegura que podría ofrecer tarifas hasta 50% más bajas que Aerolíneas Argentinas para el mismo destino sin dejar de ser rentable.

Otro tema que debe definir la Justicia es la forma de asignación de las rutas internacionales. Según el decreto 879, ante el pedido de nuevas rutas por parte de una empresa, la compañía de bandera tiene prioridad para decidir si quiere cubrirla.

En la actualidad, hay una cantidad fija de vuelos semanales que se reparten según la disponibilidad de las empresas y la capacidad de que las compañías los efectúen de forma eficiente.

Se habló de
s