Crisis Internacional

Rusia retira tropas de la frontera con Ucrania, mientras la diplomacia puja para destrabar el conflicto

El gobierno de Putin anunció que parte de sus tropas dejarán la frontera. El canciller alemán mantendrá una cumbre con Vladimir Putin, mientras la tensión se mantiene.
Roberto Adrián Maidana
por Roberto Adrián Maidana |
Tropas rusas se replegaran cuando finalicen los ejercicios con Bielorrusia (Foto: AP)

Tropas rusas se replegaran cuando finalicen los ejercicios con Bielorrusia (Foto: AP)

Audio nota
Escuchá la nota completa.
1 1.5 10 10

Powered by Thinkindot Audio

Una oportunidad para la paz. O más crudamente, todos los involucrados en la crisis por Ucrania sabe que un conflicto militar es una situación sin ganadores. Todos pierden y en un nivel que nadie puede estimar correctamente. Tal vez por eso, el primer ministro Boris Johnson habló de una "ventana crucial" para una solución diplomática. "El presidente Biden y yo acordamos esta noche que existe una ventana crucial para la diplomacia y para que Rusia retroceda en sus amenazas hacia Ucrania", dijo el gobernante británico.

boris johnson.jpg
El mensaje de Boris Johnson que habla de una

El mensaje de Boris Johnson que habla de una "ventana Crucial para una solución pacífica al conflicto por Ucrania (Foto: Cuenta de Twitter de Boris Johnson)

Un retiro parcial de tropas rusas

En medio de un día lleno de versiones, la única noticia cierta y positiva fue que Rusia anunció que parte de las tropas movilizadas volverán a sus lugares de origen. El anunció así lanzado tiene más valor que en la práctica. Se "desmovilizarán" solo tropas que participan hasta el 20 de febrero de las maniobras con Bielorrusia. El kremlin desplegó 30.000 soldados en la nación aliada. Si se van, es una buena señal.

El problema es que en la frontera con Ucrania, Rusia mantiene a 130.000 soldados. Un mal paso es suficiente para iniciar la temida invasión al país vecino.

Además, el ministro de relaciones exteriores de Rusia, Serguei Lavrov, informó que este repliegue de algunas unidades rusas de la frontera con Ucrania no se debe a la "histeria" de Occidente, ya que estaba programado. Pero dejó una frase sugestiva: "Lo hacemos independientemente de lo que otros piensan y del 'terrorismo informativo' que se está produciendo".

Mensaje claro entre otros para su par norteamericano, Antony Blinken. El secretario de estado norteamericano le puso fecha a la invasión rusa: el miércoles 16. Las palabras del funcionario de Joe Biden, incomodaron hasta al propio presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, quien le ha dicho al presidente Biden que sus admoniciones sobre una invasión complican todo, hasta la vida económica de Ucrania.

canciller scholz.jpg
El canciller alemán, Germán Scholz, en una cumbre en Moscú con Vladimir Putin (foto: AP)

El canciller alemán, Germán Scholz, en una cumbre en Moscú con Vladimir Putin (foto: AP)

Misión clave de Alemania en Moscú

El canciller alemán Olaf Scholz tiene un encuentro cara a cara con Vladimir Putin. Al igual que Emmanuel Macron, la cancillería germana dijo que Scholz no quiso hacerse un test de PCR. El ADN de los líderes es desde ahora un material estratégico. Por lo que podemos imaginar el retorno de la "mesaza" con más de 5 metros de distancia entre ambos líderes.

Mientras tanto, la ministra de relaciones exteriores de Alemania recordó que la situación es de extrema tensión, por lo que dijo que "debemos aprovechar cualquier oportunidad que haya para una salida negociada y diplomática que enfríe la situación por Ucrania".

biden contra rusia y china.jpg
Joe Biden, de mala imagen interna, agita un eje rusochino por la cuestión de Ucrania (Foto: AP)

Joe Biden, de mala imagen interna, agita un eje rusochino por la cuestión de Ucrania (Foto: AP)

Joe Biden ve un eje entre Rusia y China

El presidente norteamericano tiene enormes problemas internos. La vacunación masiva se estancó. La economía no repunta al ritmo esperado por tener la inflación más alta de los últimos 40 años. Para peor, Kamala Harris no cumple con las expectativas que despertó la vice en la campaña electoral y en el inicio de la gestión demócrata.

Todo esto hace que Joe Biden tenga una imagen muy baja. De las peores para un presidente norteamericano tras su primer año de gobierno.

Por eso, mira el frente externo. Ahora dijo que el "silencio" chino sobre la crisis de Ucrania debe interpretarse como un apoyo de Xi Jinping a Vladimir Putin. Es más fácil buscar cohesión ante el fantasma de un conflicto armado. Aunque el mundo entero viva en tensión.

s