Corrientes

Drogó a una docente para evitar un examen: "La idea era ponerle veneno de rata"

El padre de la profesora reveló todo lo ocurrido y contó que su hija debió ser internada tras desvanecerse.
El hecho se produjo en un curso de segundo año del colegio Antonio Biale (Foto: Facebook oficial colegio Antonio Biale).

El hecho se produjo en un curso de segundo año del colegio Antonio Biale (Foto: Facebook oficial colegio Antonio Biale).

Audio nota
Escuchá la nota completa.
1 1.5 10 10

Powered by Thinkindot Audio

Una docente de un colegio de la provincia de Corrientes fue víctima de un grave ataque por parte de una alumna, quien presuntamente para evitar un examen le colocó tres pastillas molidas de Diazepam en el termo de la docente. Esto provocó que horas después, la mujer debiera ser internada luego de desvanecerse.

Según informa Misiones online, el hecho habría ocurrido el martes 17, cuando la profesora Andrea Correa, de 37 años, daba clases en el segundo año del colegio secundario Antonio Biale. Allí, según los testigos, una estudiante tomó su termo personal y le introdujo pastillas molidas de Valium para que la docente las consumiera.

A través de un comunicado, el colegio reconoció lo sucedido y lo calificó como una “grave situación”, al tiempo que afirmaron haber dado intervención a las autoridades educativas y la Dirección de Servicios Educativos de Prevención y Apoyo (DISEPA) “con el resguardo debido de la integridad psicofísica de los afectados”.

Antonio_Biale_comunicado.jpg

Cómo se conoció el caso

Fue el padre de la profesora quien utilizó sus redes sociales para denunciar el gravísimo episodio. Hugo Correa, quien vive en la ciudad de Gobernador Virasoro, contó que su hija “estaba tomando evaluación y en un momento se va a Rectoría a buscar una planilla y queda su equipo de mate en el aula. Vuelve y sigue con su clase sin advertir nada raro”.

“Durante el recreo, una de las alumnas les comentó a sus compañeros que le había puesto tres pastillas trituradas de Valium en el termo. Esa charla fue escuchada por otra chica, que rápidamente avisó a la rectora”, explicó.

Frente a esto, los directivos amenazaron a los estudiantes con aplicarles amonestaciones colectivas si no aparecía el responsable. Fue allí que una estudiante de 13 años admitió haber sido la autora del hecho.

De inmediato, los directivos le comunicaron lo sucedido a la profesora, que a su vez ya había consumido un tranquilizante recetado por un profesional. Por ese motivo, llamó a su padre para que la retirara del colegio, ya que temía sufrir un accidente si volvía manejando su auto.

La docente, que también padece de diabetes y es hipertensa, se dirigió hasta una dependencia policial para realizar una exposición. Posteriormente, fue llevada a su domicilio. No obstante, en el camino se descompensó y debió ser llevada por su padre de urgencia al Hospital de Virasoro, donde pasó la noche en observación.

Por otra parte, según reveló Correa, los padres de la alumna acusada también se presentaron ante la Policía y aportaron un nuevo dato: otros estudiantes habían intentado convencer a la menor de que usara veneno para ratas en vez de Diazepam. Ahora, el padre de la profesora aguarda la evolución del estado de su hija y cuáles serán las medidas que adoptará el colegio.

s