Qué pasó. El Senado de Estados Unidos votó anoche a favor de reestablecer la neutralidad en la red, que el gobierno de Donald Trump planea abolir desde el 11 de junio.

Por qué es importante. El principio  de neutralidad en la red establece que todo tráfico de datos debe ser tratado sin discriminación de velocidad por parte de los proveedores de Internet.

Cómo sigue. La pelea es el comienzo de un largo camino legislativo en el Congreso norteamericano. Ahora el debate continuará en la Cámara de Representantes, donde los demócratas (quienes defienden la neutralidad) están en clara minoría.

Aunque la iniciativa se apruebe en el Congreso,  Trump no firmaría la resolución que se adopte al final. El presidente norteamericano dijo abiertamente  que su intención es darle marcha atrás a los reglamentos impuestos por Barack Obama.