Inseguridad

Crimen del kiosquero: los impactantes detalles que reveló la autopsia

Roberto Sabo fue asesinado por dos delincuentes este domingo mientras trabajaba en su kiosco de Ramos Mejía.
Crimen del kiosquero: los impactantes detalles que reveló la autopsia

El kiosquero Roberto Sabo, asesinado el domingo durante un asalto en su comercio de Ramos Mejía, murió tras recibir cuatro disparos en el tórax, según el resultado preliminar de autopsia difundido este martes.

Un vocero con acceso a la investigación detalló que el kiosquero recibió "por lo menos el impacto de cuatro proyectiles".

En declaraciones a la agencia Télam, la fuente expresó: “No quiere decir -agregó- que los impactos hayan quedados alojados, sino que pueden tener orificio de entrada o salida. Todos los impactos fueron en la zona del tórax”.

El fiscal Federico Medone, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Homicidios de La Matanza, aguarda para este mediodía la conclusión de la autopsia para agregar al expediente y avanzar con el pedido de prisión preventiva del acusado del crimen, Leandro Daniel Suárez (29).

Kiosquero asesinado en La Matanza.jpg

El caso está prácticamente cerrado”, confió a esta agencia un investigador, quien dijo que se reúnen los elementos para requerir la elevación a juicio de causa en tiempo récord.

Por el hecho, Suárez fue indagado ayer por el delito de "homicidio criminis causa agravado por el uso de arma de fuego" en perjuicio de Sabo y también por "robo calificado -dos hechos-, hurto de vehículo, portación ilegal de arma de fuego de uso civil, portación ilegal de arma de guerra", todo ello agravado por la "participación de un menor de edad".

El crimen del kiosquero: qué sucedió

El homicidio ocurrió alrededor de las 14 del domingo cuando un hombre ingresó a un kiosco ubicado en Avenida de Mayo y Alvarado, en la zona comercial de la citada localidad del partido de La Matanza, y asesinó a su dueño a tiros. La víctima fue identificada como Roberto Sabo, de 45 años y murió casi en el acto.

Según las fuentes, un testigo fue quien alertó a la Policía cuando el asesino salió del local y se fugó en un Ford Focus color negro, que había sido robado minutos antes y a mano armada a un remisero que se encontraba por la zona.

Embed

En medio de la huida, los dos delincuentes que iban en el auto chocaron contra un árbol en el cruce de las calles Saavedra y Alvear, tras lo cual, ingresaron a un supermercado con la intención de simular unas compras y cambiarse la vestimenta para no ser reconocidos. Las imágenes quedaron registradas en una cámara del local.

Efectivos de la comisaría 2da. de Ramos Mejía, de la Subestación Oeste de La Matanza, fueron alertados minutos después que los mismos sospechosos le robaron la moto a un delivery, por lo que rápidamente iniciaron un operativo cerrojo que finalizó con la detención de la pareja en Avenida de Mayo y Rivadavia.

Se habló de
s